Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

Vídeos

Los daños causados por las fuertes lluvias en Corea del Sur continúan aumentando

04/08/2020 16:40 replay time02:08

Mira a continuación

Seúl, 4 de agosto (Yonhap) -- Los daños causados por las fuertes lluvias que han azotado la región central del país, a principios de esta semana, han continuado creciendo, dejando, a fecha de este martes, 13 muertos y 13 desaparecidos.

Más de 1.000 personas se vieron obligadas a abandonar sus hogares, mientras que alrededor de 5.751 hectáreas de tierras de labranza sufrieron inundaciones o quedaron sepultadas, a fecha de este martes a las 6:00 a.m., según la Sede Central de Contramedidas por Desastre y de Seguridad.

Recientemente, seis muertes fueron reportadas en Pyeongtaek y Gapyeong, en la provincia de Gyeonggi, ya que unos deslaves sepultaron un lugar de trabajo provisional y un recinto de alojamiento en una montaña.

Además, se reportaron seis desaparecidos, incluido un hombre sexagenario que fue arrastrado por el agua mientras manejaba un camión en Jincheon, en la provincia de Chuncheong del Norte.

Un total de 1.025 personas de 629 hogares abandonaron sus viviendas. Más de la mitad de ellas se encontraban en la provincia de Chungcheong del Norte, seguidas por 391 damnificados en Gyeonggi, 70 en Gangwon y nueve en Seúl.

Los daños materiales continuaron aumentando, con 1.483 bienes privados y 1.475 instalaciones públicas sufriendo deterioros por los aguaceros.

Alrededor de un tercio de los daños fue reportado en las viviendas, mientras que también se informaron perjuicios en almacenes, invernaderos y establos, según el Gobierno.

Algunas instalaciones públicas, como carreteras, puentes, vías férreas y embalses, también fueron destruidas.

Las autoridades completaron la restauración de más de la mitad de las propiedades afectadas, con la movilización de más de 25.000 policías, bomberos y voluntarios.

Asimismo, 44 carreteras y seis rutas ferroviarias, incluidas las líneas Chungbuk, Taebaek y Yeongdong, permanecieron suspendidas.

En Seúl, la mayoría de las carreteras ribereñas, cuya entrada fue restringida debido al aumento de los niveles de agua, volvieron a operar, con la excepción del puente Jamsu, que conecta la región meridional y septentrional de la capital, cruzando el río Hangang.

Las rutas de senderismo de 10 parques nacionales, incluidas las montañas Bukhan, Taebaek y Songni, así como 16 vías subterráneas y 92 estacionamientos ubicados al lado de arroyos y ríos, siguen bajo restricción.

El presidente surcoreano, Moon Jae-in, tiene programado sostener una reunión de emergencia, por la tarde, sobre las medidas para contrarrestar los daños recientes.

En una reunión del Gabinete, celebrada por la mañana, el primer ministro surcoreano, Chung Sye-kyun, ordenó a la agencia de desastres que evalúe si las áreas damnificadas deben ser declaradas zonas especiales de desastre.

Chung también instó a los funcionarios a abordar la situación de forma estricta y esforzarse para minimizar los daños, concentrándose en la prevención de muertes.

hana@yna.co.kr

(FIN)

Vídeos más vistos
Inicio Subir