Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

(2ª AMPLIACIÓN) Los precios al consumidor registran este año el mayor aumento interanual en 10 años

Últimas noticias 31/12/2021 09:59
La foto de archivo, tomada el 6 de diciembre de 2021, muestra a una ciudadana de compras en un hipermercado de Seúl en medio del aumento de la presión inflacionaria.

La foto de archivo, tomada el 6 de diciembre de 2021, muestra a una ciudadana de compras en un hipermercado de Seúl en medio del aumento de la presión inflacionaria.

Seúl, 31 de diciembre (Yonhap) -- Los precios al consumidor de Corea del Sur han aumentado, en 2021, al ritmo más acelerado en 10 años, debido a los crecientes costes de la energía y los altos precios de los productos agrícolas, según mostraron datos publicados, este viernes, por la Oficina Nacional de Estadística.

Los datos mostraron que los precios al consumidor se han incrementado un 2,5 por ciento, este año, en comparación con el año pasado, acelerándose frente al 0,5 por ciento interanual del año pasado.

Este supuso el incremento interanual más rápido desde 2011, cuando los precios al consumidor se elevaron un 4 por ciento.

La inflación al consumidor del país subió, en diciembre, un 3,7 por ciento con respecto al año pasado, desacelerándose en comparación con el incremento interanual del 3,8 por ciento en noviembre. La inflación aumentó más del 3 por ciento por tercer mes consecutivo.

La cifra de 2021 fue mayor que el pronóstico de crecimiento del 2,3 por ciento del Banco de Corea (BOK, según sus siglas en inglés). Asimismo, superó la previsión de crecimiento del 2,4 por ciento del Gobierno.

El BOK pretende mantener la inflación anual en el 2 por ciento a medio plazo.

Los precios al consumidor de Corea del Sur están bajo una presión alcista, debido a los crecientes precios del petróleo y los productos agrícolas. La presión inflacionaria impulsada por la demanda también se ha fortalecido en medio de la recuperación económica.

El año pasado, la presión inflacionaria se mantuvo baja debido a las repercusiones de la pandemia; sin embargo, el crecimiento de los precios al consumidor aumentó este año, en medio de los crecientes precios de las materias primas y la recuperación económica.

Eo woon-sun, un funcionario de alto rango de la oficina de estadísticas, dijo, a los periodistas, que, este año, la inflación creció en el nivel medio del 2 por ciento, liderada por los repuntes de los precios de los productos industriales, servicios personales y productos agrícolas.

Los precios de los productos agrícolas, ganaderos y pesqueros aumentaron, en 2021, un 8,7 por ciento interanual, lo que supone un aumento frente a la subida del 6,7 por ciento interanual registrada el año pasado. Este supuso el aumento más acelerado desde 2011.

Los precios de los productos industriales subieron un 2,3 por ciento este año -el incremento interanual más abrupto en nueve años-, debido, principalmente, al aumento de los precios de los productos derivados del petróleo, en medio de los altos precios del crudo.

Los precios del sector servicios se elevaron un 2 por ciento, el aumento más acelerado en cuatro años, dado que las actividades económicas se incrementaron en medio del despliegue de las vacunas y la recuperación económica.

Los precios de los productos de primera necesidad -141 artículos relacionados estrechamente con la vida cotidiana de las personas, incluidos los alimentos, ropa y vivienda-, se incrementaron un 3,2 por ciento interanual, en 2021, lo que representa el aumento más rápido desde 2011.

El próximo año se espera que el crecimiento de la inflación se desacelere en comparación con este año, pero los precios al consumidor se seguirán situando en un nivel del 2 por ciento, según los formuladores de políticas económicas.

El BOK estableció su pronóstico de inflación para 2022 en el 2 por ciento. El Ministerio de Economía y Finanzas también pronosticó una subida de los precios al consumidor del 2,2 por ciento, el próximo año.

El BOK dijo que es probable que los cuellos de botella en la cadena mundial de suministro, los altos precios del petróleo y la recuperación del consumo aumenten los niveles de los precios, en general, para el próximo año.

El banco central también pronosticó que los precios al consumidor se incrementarán más que la banda fijada como meta de inflación durante un período de tiempo "considerable", citando la creciente presión inflacionaria impulsada por la demanda.

Se espera, de manera generalizada, que el BOK aumente, aún más, su tasa de política monetaria el próximo año, a fin de contener la inflación y un nivel alto de deuda de los hogares. El banco elevó el tipo de interés de referencia, en agosto y noviembre, en 0,25 puntos porcentuales, cada uno, hasta el 1 por ciento.

El Gobierno indicó que priorizará la estabilización de la inflación el próximo año, reforzando la monitorización del suministro de la producción agrícola clave y congelando las facturas de los servicios públicos durante el primer trimestre.

La foto de archivo, tomada el 19 de diciembre de 2021, muestra los precios de la gasolina en una gasolinera de Seúl.

La foto de archivo, tomada el 19 de diciembre de 2021, muestra los precios de la gasolina en una gasolinera de Seúl.

nkim@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir