Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

(3ª AMPLIACIÓN) Los casos nuevos de coronavirus caen a medida que las autoridades evalúan restricciones antivirus más estrictas

Últimas noticias 29/07/2021 15:40
Las personas esperan en fila para ser examinadas del COVID-19, el 29 de julio de 2021, en medio del calor sofocante del país, en una clínica provisional en Ansan, a unos 42 kilómetros al sur de Seúl.

Seúl, 29 de julio (Yonhap) -- Los casos nuevos de coronavirus en Corea del Sur han caído ligeramente, este jueves, después de alcanzar un nuevo máximo, el día anterior, a medida que las autoridades sanitarias evalúan implementar restricciones antivirus más estrictas, a fin de desacelerar la variante Delta y las crecientes infecciones fuera del área metropolitana de Seúl.

El país reportó 1.674 casos adicionales de COVID-19, incluidas 1.632 infecciones locales, elevando el número total de casos a 195.099, según la Agencia para el Control y la Prevención de Enfermedades de Corea del Sur (KDCA, según sus siglas en inglés).

El último conteo supone un descenso frente a la cifra récord, de 1.896 casos de COVID-19, reportada el miércoles, pero un aumento con respecto a los 1.365 casos del martes.

Los casos se han mantenido por encima de 1.000 desde inicios de este mes, en medio de la cuarta ola de la pandemia.

El país añadió dos muertes más por el virus, sumando un total de 2.085. La tasa de mortalidad llegó al 1,07 por ciento.

Las autoridades sanitarias están preocupadas sobre que la cuarta ola no haya llegado a su nivel más alto todavía, teniendo en cuenta que los casos de la variante Delta, altamente transmisible, están aumentando a pesar de las restricciones estrictas contra el virus.

A fin de frenar la propagación del virus, Corea del Sur extendió, hasta el 8 de agosto, las medidas más severas de distanciamiento social, el nivel 4, en el área metropolitana de Seúl, el caldo de cultivo del virus en el país en las últimas semanas.

Las restricciones más estrictas de distanciamiento social prohíben las reuniones entre más de dos personas después de las 6:00 p.m. y restringen la operación de los restaurantes y cafeterías después de las 10:00 p.m., a la vez que prohíben los clubs nocturnos y bares.

El país también ha estado implementando el nivel 3 de distanciamiento social en las áreas fuera de la capital, que durará hasta el 8 de agosto, aunque algunas ciudades han adoptado el nivel 4 para contener mejor el virus.

En virtud del nivel 3, los restaurantes y cafeterías pueden permitir que los clientes consuman dentro del recinto hasta las 10:00 p.m., y ofrecer solo servicios a domicilio o para llevar después de dicha hora. Las reuniones privadas entre más de cinco personas quedan prohibidas, mientras que los eventos masivos pueden ser organizados con menos de 50 personas.

Las autoridades dijeron que evaluarán un plan para implementar unas medidas más estrictas, si las reglas actuales de distanciamiento social no parecen mejorar la situación del virus del país.

Sohn Young-rae, un funcionario sanitario de alto rango, dijo, en una sesión informativa, que es demasiado pronto para implementar el nivel 4 de distanciamiento social en todo el país, añadiendo que el efecto de las restricciones antivirus fuera de la zona capitalina podría verse a finales de la próxima semana.

Los ciudadanos esperan sentados para monitorizar posibles efectos secundarios, tras recibir la vacuna contra el nuevo coronavirus, el 29 de julio de 2021, en un centro de vacunación en el distrito de Dongjak, en Seúl.

Corea del Sur también se está esforzando para impulsar su programa de vacunación, expandiendo las inoculaciones a la población más joven.

Un total de 18,38 millones de personas, o el 35,8 por ciento de la población del país, de un total de 51,3 millones de habitantes, han recibido su primera dosis de la vacuna contra el COVID-19, y 7,02 millones de personas han sido vacunados completamente, según la KDCA.

Corea del Sur tiene como meta inocular al 70 por ciento de su población con la primera dosis para septiembre, al objeto de lograr la inmunidad colectiva en noviembre.

El país ha administrado, hasta el momento, las vacunas de dos dosis de Pfizer, Moderna y AstraZeneca, así como la de una dosis de Janssen.

Las vacunaciones han tenido problemas en los últimos días, en medio de las incertidumbres de suministro. Moderna dijo, con anterioridad, que el envío, que estaba previsto inicialmente que llegase al país a finales de este mes, ha sido aplazado a agosto, debido a un problema de producción.

Las autoridades sanitarias esperan que 29 millones de dosis de vacunas de Pfizer, Moderna y AstraZeneca lleguen a Corea del Sur el próximo mes.

El viernes anunciarán el programa de vacunación para agosto.

Entre los 1.632 casos de transmisión local, las infecciones fuera del área capitalina llegaron a 570, o el 34,9 por ciento del total, después de alcanzar el umbral del 30 por ciento a medidos de julio.

La ciudad portuaria sudoriental de Busan y la provincia circundante de Gyeongsang del Sur reportaron 81 y 90 casos, respectivamente.

En el área capitalina, se reportaron 508 casos en Seúl, 460 en la provincia de Gyeonggi, que rodea la capital, y 94 en la ciudad portuaria de Incheon, al oeste de la capital.

Los casos importados se situaron en 42.

El número total de personas dadas de alta de la cuarentena, después de recuperarse por completo, fue de 171.559, registrando un aumento de 1.065 con respecto al día previo.

El número de pacientes en estado grave alcanzó los 285, lo que constituye una reducción de 1 con respecto al día anterior.

La foto, tomada el 28 de julio de 2021, muestra una playa vacía, sin turistas, en la ciudad costera de Gangneung, a 237 kilómetros al este de Seúl, en medio de las crecientes infecciones en todo el país.

felicidades@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir