Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

(3ª AMPLIACIÓN) Los casos nuevos de coronavirus vuelven a caer por debajo de 600 por segundo día consecutivo y se avecina el resurgimiento de primavera

Últimas noticias 13/04/2021 15:39
Un conductor compra una canasta de flores, el 13 de abril de 2021, en una tienda de flores de autoservicio, en el Ayuntamiento de Seongnam, en la provincia de Gyeonggi, al sur de Seúl.

Seúl, 13 de abril (Yonhap) – Los casos diarios del nuevo coronavirus en Corea del Sur se han mantenido por debajo de 600, este martes, por segundo día consecutivo, debido a menos pruebas realizadas durante el fin de semana, en medio de las preocupaciones sobre el repunte de los casos del COVID-19 en primavera.

Corea del Sur informó 542 casos más de COVID-19, incluidas 528 infecciones locales, lo que elevó el número total de casos a 110.688, dijo la Agencia para el Control y la Prevención de Enfermedades de Corea del Sur (KDCA, según sus siglas en inglés).

La cifra del martes supuso un descenso frente a los 587 casos del lunes, cuando los casos diarios cayeron por debajo de 600, por primera vez en seis días, debido a que se realizaron menos exámenes durante el fin de semana.

El país agregó cinco muertes más por COVID-19, aumentando el total a 1.775.

El presidente surcoreano, Moon Jae-in, advirtió, el lunes, que Corea del Sur podría enfrentarse a una ola "explosiva" de infecciones de COVID-19 si no logra contener la fase actual de la pandemia, instando a realizar más esfuerzos para frenar el virus.

Las autoridades sanitarias expresaron sus preocupaciones sobre la cuarta ola de la pandemia en la temporada de primavera, ya que las personas bajan su guardia e incrementan las actividades durante la temporada.

Advirtieron del endurecimiento de las restricciones en las instalaciones multiuso si las transmisiones del virus no muestran señales de desaceleración.

El número de casos transmitidos localmente también superó los 600 durante la semana pasada, por primera vez en tres meses, y la proporción de los pacientes cuyas rutas de transmisión son desconocidas se situó en un 28,2 por ciento durante dicho período, indicó la KDCA.

Corea del Sur decidió, la semana pasada, mantener, hasta el 2 de mayo, el nivel actual de las reglas de distanciamiento social, agregando más ataduras a los establecimientos de entretenimiento.

Las restricciones antivirus de nivel 2, el tercer nivel más alto del sistema de cinco niveles, están vigentes actualmente en el área metropolitana de Seúl, donde reside casi la mitad de la población del país, de un total de 51,7 millones de habitantes, y el nivel 1,5 en el resto del país, a excepción de algunas municipalidades, que han adoptado el nivel 2.

Las reuniones entre más de 4 personas están prohibidas a nivel nacional.

Bajo las nuevas directrices, las operaciones de los establecimientos de entretenimiento están prohibidas en el área metropolitana de Seúl y en la ciudad portuaria sudoriental de Busan.

El ministro de Salud y Bienestar Social de Corea del Sur, Kwon Deok-cheol, dijo que las autoridades sanitarias aumentarán las pruebas preventivas del coronavirus, con el fin de detectar a los pacientes en una fase temprana y explorar las maneras de usar efectivamente los kits de autoprueba para intensificar la capacidad para realizar pruebas.

Kwon dijo, en una reunión de respuesta al nuevo coronavirus, que el país se encuentra en el umbral de la cuarta ola de la pandemia, añadiendo que los expertos advirtieron de que su alcance podría ser incluso mayor que las previas.

La última medida se produjo, ya que el alcalde de Seúl, Oh Se-hoon, hizo un llamamiento a la agencia de seguridad de los medicamentos para que dé el visto bueno al uso de los kits de autoprueba, con el fin de proporcionar mayor flexibilidad a los negocios, escuelas e instalaciones religiosas.

Un ciudadano camina con paraguas, el 12 de abril de 2021, frente a un bar cerrado, en el centro de Seúl, cuando entró en vigor, el mismo día, la prohibición de operaciones de las instalaciones de entretenimiento.

Desde el 26 de febrero, cuando Corea del Sur comenzó su programa de vacunación, se ha inoculado a un total de 1.195.342 personas, o el 2,3 por ciento de la población surcoreana, con la vacuna contra el coronavirus, incluidas las 37.785 del día previo.

Entre ellas, se realizaron 924.027 inoculaciones con la vacuna de AstraZeneca y 271.315 con la de Pfizer.

La KDCA dijo que 60.557 personas han recibido las dos dosis.

Se reportó un total de 11.735 casos de efectos secundarios de las vacunas, lo que supone un aumento de 109 frente al día previo, aunque el 98,4 por ciento solo presentaron síntomas leves, incluidos dolores musculares y fiebre.

El número de personas que fallecieron después de recibir la vacuna llegó a 48, según la KDCA. Sin embargo, las autoridades explicaron que la mayoría de los casos no están relacionados con la vacunación.

Corea del Sur planea inocular a 12 millones de personas para finales de junio y tiene el objetivo de lograr la inmunidad colectiva para noviembre.

Las autoridades sanitarias reanudaron, el lunes, la administración de la vacuna de AstraZeneca para los receptores elegibles mayores de 30 años, días después de que se suspendiera el programa temporalmente, en medio de las crecientes preocupaciones sobre su seguridad.

En respuesta a las crecientes preocupaciones sobre el despliegue de las vacunas, más lento de lo esperado, el presidente surcoreano, Moon Jae-in, ordenó a las autoridades que consigan vacunas adicionales.

El Ministerio de Salud y Bienestar Social indicó que espera conseguir las vacunas de Novavax en junio, como muy pronto, y los 20 millones de dosis estarán listos para el tercer trimestre. Actualmente solo están disponibles dos tipos de vacunas en el país.

El farmacéutico surcoreano, SK Bioscience Co. comenzará, este mes, a fabricar las vacunas de Novavax, en su fábrica local, y ha estado en consultas con la agencia de seguridad de los medicamentos del país para prepararse para el proceso de autorización.

Baek Young-ha, encargado de la adquisición de las vacunas, explicó que las autoridades estudiarán exhaustivamente la seguridad de las vacunas de Novavax, cuyos resultados clínicos están actualmente en revisión en Europa y el Reino Unido.

Baek indicó, en una sesión informativa, que implementarán las vacunas de Novavax después de que los expertos evalúen su seguridad, agregando que no están considerando el uso de dichas vacunas antes del proceso de autorización.

Una trabajadora médica se prepara para administrar la vacuna contra el COVID-19, el 13 de abril de 2021, en una clínica provisional, en el oeste de Seúl, cuando comenzó el despliegue de las vacunas para los profesores de educación especial.

Entre los casos de transmisión local, 156 fueron registrados en Seúl y 163 en la provincia de Gyeonggi, que rodea la capital.

La ciudad portuaria de Busan, en el sureste del país, reportó 39 casos nuevos. Un total de 418 pacientes han sido ligados a un bar en la segunda ciudad más grande del país, desde que se confirmó el primer caso relacionado, el 24 de marzo, lo cual supone un aumento de 26 casos frente al día anterior.

El país reportó 14 casos importados adicionales, siete de los cuales son procedentes de los países asiáticos, excluyendo a China, seguidos por tres casos de Estados Unidos.

El número de pacientes con síntomas graves en todo el país alcanzó los 101, lo cual supone un descenso de dos en comparación con los del día previo.

El número total de personas dadas de alta de la cuarentena, después de recuperarse por completo, fue de 101.332, registrando un incremento de 528 con respecto al día anterior.

nkim@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir