Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

(AMPLIACIÓN) El jefe del Pentágono dice que la transferencia del control operativo en tiempos de guerra tardará más tiempo

Últimas noticias 18/03/2021 16:27
La foto, tomada el 27 de febrero de 2020, muestra el Campamento Humphreys, de las Fuerzas Armadas Estadounidenses en Corea del Sur, en Pyongtaek, en la provincia de Gyeonggi.

Seúl, 18 de marzo (Yonhap) -- El secretario de Defensa de Estados Unidos, Lloyd Austin, ha dicho, este jueves, que la transferencia prevista del control operativo (OPCON, según sus siglas en inglés) en tiempos de guerra tardará más tiempo, aunque las dos partes continuarán trabajando para alcanzar la meta.

Las dos partes están impulsando la transferencia basada en condiciones, de Washington a Seúl, del OPCON en tiempos de guerra de las tropas surcoreanas. Aunque la transferencia no está basada en un plazo, Seúl espera retomar el OPCON dentro del mandato de la actual Administración del presidente Moon Jae-in, que termina en mayo de 2022.

Durante una conferencia de prensa tras sostener, en Seúl, una reunión "dos más dos" con el ministro de Defensa surcoreano, Suh Wook, el ministro de Asuntos Exteriores surcoreano, Chung Eui-yong, y el secretario de Estado de EE. UU., Antony Blinken, Austin dijo que, aunque se tardará más tiempo en cumplir todas las condiciones para la transferencia, está seguro de que el proceso fortalecerá la alianza.

Señalando que las dos partes "continúan avanzando" hacia la transferencia eventual, Austin dijo que tienen mucho que esperar juntos.

El proceso de transferencia se ha retrasado un poco, ya que las dos partes no fueron capaces de llevar a cabo la prueba prevista de la capacidad operativa plena (FOC), porque decidieron realizar los ejercicios combinados de manera reducida, en medio de la pandemia del nuevo coronavirus.

La foto, proporcionada, el 9 de febrero de 2021, por el Ministerio de Defensa, muestra un ejercicio de desembarco conjunto entre las Infanterías de Marina de Corea del Sur y EE. UU., llevado a cabo en abril de 2020. (Prohibida su reventa y archivo)

Austin dijo que el tema principal de su orden del día fue asegurar el mantenimiento de la postura de preparación de "lucha inmediata".

Subrayando el compromiso de EE. UU. para la defensa de Corea del Sur utilizando todas sus capacidades, incluida su disuasión extendida, Austin dijo que Corea del Sur y Estados Unidos continúan manteniendo una fuerte postura de defensa combinada, y también siguen comprometidos a la desnuclearización de la península coreana, agregando que, en este punto, no hay diferencias entre los dos países.

Al ser preguntado sobre algún impacto de los ejercicios combinados reducidos sobre la postura de preparación, Austin dijo que las dos partes "siempre están buscando maneras de mejorar los entrenamientos".

El secretario de Defensa estadounidense dijo que cree que han aprendido, no solo en Corea del Sur sino en todo el mundo, a ser flexibles y adaptativos, y siempre han sido eficaces.

Agregó que cualquier plan en el futuro será hecho de manera conjunta por las dos partes.

En los dos últimos años, sus principales ejercicios combinados han sido ajustados debido a la pandemia y en medio de esfuerzos para la paz con Corea del Norte. El año pasado, los dos países cancelaron un importante ejercicio de primavera. El ejercicio de este año se ha llevado a cabo de manera reducida, sin ejercicios al aire libre, y será finalizado este jueves.

Al ser preguntado sobre una posible reducción del nivel de las tropas estadounidenses estacionadas en Corea del Sur, el ministro de Defensa surcoreano dijo que los ajustes de las tropas de las Fuerzas Armadas Estadounidenses en Corea del Sur (USFK) no han sido incluidos en su orden del día.

EE. UU. ha estado impulsando una mayor "flexibilidad estratégica" para sus fuerzas desplegadas a lo largo del mundo, lo cual ha desatado especulaciones de que podría considerar retirar algunos soldados de Corea del Sur.

Actualmente, alrededor de 28.500 soldados estadounidenses se encuentran estacionados en Corea del Sur.

Llamando a China uno de los retos más importantes de su departamento en los próximos años, Austin dijo que EE. UU. continúa trabajando con Corea del Sur para "identificar áreas para colaborar con sus respectivas estrategias regionales".

El miércoles, Austin dijo, al comienzo de sus diálogos cara a cara con Suh, que Corea del Norte y China plantean "desafíos sin precedentes", lo cual hace que la alianza sea más importante que nunca.

Algunos han planteado la posibilidad de que EE. UU. esté presionando a Seúl a que se una al foro del Diálogo de Seguridad Cuadrilateral, conocido como "Quad", pero Suh dijo que no hubo sugerencias sobre movimientos cooperativos militares específicos con los miembros, entre los cuales se encuentran Japón, Australia y la India, aunque Austin explicó el asunto en términos más amplios.

El foro es considerado, de forma generalizada, como una colación liderada por EE. UU. contra China.

Durante la conferencia de prensa, Austin también reiteró la necesidad de una cooperación de defensa trilateral que involucre a Japón para "abordar los desafíos compartidos actuales y del futuro".

Suh dijo que Corea del Sur también comparte dicha necesidad, aunque Seúl y Tokio tienen algunos asuntos de historia que siguen sin ser resueltos, agregando que el Ministerio de Defensa continuará fortaleciendo los intercambios y la cooperación con Japón a través de reuniones bilaterales y multilaterales y entre sus ramas de las Fuerzas Armadas.

El Gobierno surcoreano decidió, en 2019, no renovar el Acuerdo General sobre la Seguridad de la Información Militar (GSOMIA), un pacto militar de intercambio de inteligencia militar con Japón, en protesta por las restricciones de exportación impuestas por Tokio, aunque suspendió la decisión en el último momento, en medio de la presión estadounidense.

El ministro de Defensa surcoreano, Suh Wook (dcha.), y su homólogo estadounidense, Lloyd Austin, posan para una foto antes de sostener conversaciones, el 17 de marzo de 2021, en el Ministerio de Defensa, en Seúl. Austin llegó a Seúl, el mismo día, para efectuar una visita de tres días. (Foto del cuerpo de prensa. Prohibida su reventa y archivo)

hana@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir