Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

(3ª AMPLIACIÓN) La fiscalía demanda una pena de prisión de 9 años para el heredero de Samsung en el nuevo juicio del caso de sobornos

Últimas noticias 30/12/2020 22:35
El vicepresidente de Samsung Electronics Co., Lee Jae-yong (centro), llega, el 30 de diciembre de 2020, al Tribunal Superior de Seúl, en el sur de la capital, para asistir a una audiencia sobre su caso de soborno.

Seúl, 30 de diciembre (Yonhap) -- La fiscalía de Corea del Sur ha demandado, este miércoles, una pena de prisión de 9 años para el heredero de Samsung, Lee Jae-yong, en un nuevo juicio del caso de sobornos que involucra a la expresidenta surcoreana Park Geun-hye.

Lee, quien funge como vicepresidente de Samsung Electronics Co., enfrenta cargos por sobornar a Choi Soon-sil, una vieja amiga de la expresidenta Park, con el fin de recibir ayuda del Gobierno para su sucesión gerencial a fin de sustituir a su padre y asegurar el control del Grupo Samsung.

"Samsung es un grupo de abrumador poder, al punto en que las personas dicen que los negocios de nuestro país o son de Samsung o son no Samsung", dijo la fiscalía en una declaración, leída ante el Tribunal Superior de Justicia de Seúl. "Para el desarrollo de nuestra sociedad en su totalidad, la posición de Samsung es una que debería demostrar una firme postura contra la corrupción y establecer el ejemplo".

Además, Samsung ha tratado de evadir responsabilidad, según la fiscalía.

Lee lamentó su acción y prometió crear un "nuevo Samsung".

Lee dijo ante el tribunal que estaba arrepentido y que se sentó con la expresidenta Park en un momento en el que su padre, el fallecido presidente de Samsung, Lee Kun-hee, había colapsado debido a un repentino infarto cardíaco y él estaba confundido.

Durante su testimonio final, Lee, que parecía conmocionado, dijo que quiere ser un buen hijo para su padre, a quien respeta, creando un "nuevo Samsung que se ajuste a la dignidad nacional".

Inicialmente, Lee fue sentenciado a cinco años en prisión, en 2017, pero fue liberado al año siguiente después de que un tribunal de apelaciones redujera su sentencia a dos años y medio, la cual fue suspendida por cuatro años.

La fiscalía acusó a Lee de ofrecer 29.800 millones de wones (27,4 millones de dólares) en sobornos y prometer 21.300 millones de wones (19,6 millones de dólares) más.

En el juicio inicial, Lee fue sentenciado culpable de ofrecer 7.200 millones de wones (6,6 millones de dólares) a la hija de Choi para su entrenamiento en equitación y una donación de 1.600 millones de wones (1,4 millones de dólares) a una fundación de deportes liderada por la familia de Choi.

En el juicio de apelación, Lee fue parcialmente absuelto de los cargos y se le redujo la sentencia.

Sin embargo, en agosto, el Tribunal Supremo revocó la sentencia, diciendo que los 3.400 millones de wones (3,1 millones de dólares) utilizados para la compra de los caballos para la hija de Choi y la donación a la fundación deportiva deberían ser considerados como sobornos y remitieron los casos al Tribunal Superior de Justicia para su reconsideración.

Tanto en el primero como en el segundo juicio, la fiscalía demandó 12 años en prisión para Lee.

En el nuevo juicio llevado a cabo en el Tribunal Superior de Seúl, los fiscales dijeron que Lee merece nueve años en prisión, teniendo en consideración que algunos cargos fueron descartados por el Tribunal Supremo.

El tribunal tiene previsto emitir su fallo el 18 de enero.

adrian@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir