Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

(4ª AMPLIACIÓN) Los casos nuevos de coronavirus superan los 600 siendo la cifra más alta en nueve meses, y se considera implementar restricciones más estrictas

Nacional 04/12/2020 22:13
El 4 de diciembre de 2020, los maestros que supervisaron a los estudiantes que rindieron, el día anterior, el examen nacional de ingreso en la universidad, esperan en fila para someterse a las pruebas del nuevo coronavirus, en un estacionamiento de la Oficina Metropolitana de Educación de Seúl.

Seúl, 4 de diciembre (Yonhap) -- El número diario de casos del nuevo coronavirus en Corea del Sur ha superado los 600, este viernes, siendo la cifra más alta en nueve meses pese a las medidas antivirus endurecidas, provocando que las autoridades consideren adoptar restricciones aún más estrictas.

El país añadió 629 casos de COVID-19, incluidas 600 infecciones locales, lo que elevó el total de casos a 36.332, según la Agencia para el Control y la Prevención de Enfermedades de Corea del Sur (KDCA, según sus siglas en inglés). Se reportaron siete muertes adicionales por el virus, lo que elevó el total a 536.

Hasta las 6:00 p.m. de este viernes, se confirmaron 439 casos adicionales de coronavirus en todo el país, según las autoridades y los Gobiernos locales.

La cifra provisional registrada fue de unos 60 más que del día previo, durante el mismo horario, elevando las posibilidades de que los casos diarios superen nuevamente los 600, debido a que aún quedan varias horas hasta la medianoche.

Lo más preocupante es que en el área metropolitana de Seúl, donde reside la mitad de la población nacional, se presenció, durante los últimos días, un aumento de los casos nuevos diarios hasta alcanzar una cifra récord.

El número de infecciones locales diarias es el tercero más alto registrado hasta el momento, lo que supone otra señal de que el país se encuentra en una alerta crítica por una mayor ola de la pandemia que se aproxima durante el invierno, según las autoridades.

Los examinandos esperan en fila, el 4 de diciembre de 2020, para ser sometidos a un chequeo de temperatura corporal antes de entrar en un edificio de la Universidad Soongsil, en Seúl, al objeto de rendir un examen de redacción, como parte del procedimiento para ser admitidos en la universidad. La prueba se realizó un día después de que rindieran el examen nacional de ingreso en la universidad, administrado por el Estado.

Además, agregaron que la implementación del examen nacional de ingreso en la universidad, que fue rendido, el jueves, por casi medio millón de estudiantes de último año y graduados de secundaria, entre otros, podría terminar siendo otra fuente de infecciones.

El primer ministro, Chung Sye-kyun, dijo que el Gobierno monitorizará el ritmo actual de las infecciones hasta el fin de semana, antes de decidir si adoptar medidas adicionales el domingo.

Chung dijo que el número de casos de COVID-19 se encuentra de nuevo en una tendencia alcista y que la crisis continúa. Agregó que el área metropolitana de Seúl no muestra señales de declive, pese a la adopción del nivel 2 de distanciamiento social, hace 10 días.

Las autoridades dijeron que designarán un período especial, del 7 de diciembre al 3 de enero, para fortalecer las medidas de prevención epidemiológica, en medio de las preocupaciones sobre las reuniones y fiestas de fin de año.

Corea del Sur reportó más de 500 casos nuevos diarios por tres días consecutivos, hasta el sábado pasado, antes de que volvieran a bajar ligeramente, a 450 casos, el domingo, debido a que se realizan menos pruebas de COVID-19 durante el fin de semana.

Los casos diarios superaron los 500, el jueves, por segundo día consecutivo.

Las autoridades advirtieron reiteradamente sobre el posible repunte durante la próxima temporada de invierno, urgiendo a las personas a acatar las medidas antivirus endurecidas, implementadas desde el martes.

Asimismo, advirtieron que Corea del Sur podría reportar entre 700 y 1.000 casos diarios en una o dos semanas, a menos que se contenga el ritmo actual, ya que el país continúa registrando infecciones grupales esporádicas procedentes de reuniones privadas e instalaciones propensas a infecciones de coronavirus.

Los expertos sanitarios opinan que el país debería elevar el nivel 2 actual, de un sistema de distanciamiento social de cinco niveles, al menos en medio nivel, ya que el actual es inefectivo.

Por regiones, se reportaron 291 casos nuevos en Seúl, 155 en la provincia circundante de Gyeonggi y 17 en Incheon, al oeste de la capital, lo que representa más del 77 por ciento de los casos nuevos de transmisiones locales. Alrededor de la mitad de la población de Corea del Sur, de un total de 51,6 millones de habitantes, vive en el área metropolitana de Seúl.

La región capitalina registró, notablemente, el mayor número para la ciudad desde que empezó el brote del nuevo coronavirus, a principios de este año.

El Gobierno municipal de Seúl dijo que los autobuses y el metro operarán con un horario reducido en un 30 por ciento, después de las 9:00 p.m., a fin de ayudar a frenar la propagación del nuevo coronavirus.

Asimismo, las tiendas, cines y varias otras instalaciones deberán cerrar después de las 9:00 p.m., según el Gobierno municipal de Seúl. Se realizarán excepciones para las pequeñas tiendas y en cuanto a los restaurantes se limitarán a ofrecer servicios a domicilio o para llevar después de dicha hora.

La foto, tomada el 4 de diciembre de 2020, muestra a un maestro que supervisó a los estudiantes que rindieron, el día anterior, el examen nacional de ingreso en la universidad, sometiéndose a las pruebas del nuevo coronavirus, en un estacionamiento de la Oficina Metropolitana de Educación de Seúl.

Otras municipalidades reportaron infecciones nuevas, como la ciudad portuaria sureña de Busan, con 31 casos, seguida por la provincia de Chungcheong del Sur, con 22, y la ciudad central de Daejeon, con 21.

Este viernes se registró un total de 137 infecciones diarias fuera del área metropolitana de Seúl, superando el umbral de 100 cada día desde el 24 de noviembre, con excepción del jueves.

A lo largo del país ocurrieron varios casos grupales, mientras que se reportaron 11 pacientes adicionales ligados a un hospital, en el norte de Seúl, elevando el total de casos a 12, según la KDCA.

Un hospital, en el distrito de Dongdaemun, en Seúl, presenció 3 casos nuevos de COVID-19, dejando un resultado de 25 casos acumulados.

Un restaurante, ubicado en el centro de Seúl, reportó 33 pacientes nuevos y una academia de danza, en el oeste de la capital, añadió 21 casos adicionales, elevando el total a 240.

El número de pacientes de COVID-19 en estado grave o crítico llegó a 116, a fecha de la medianoche, según la KDCA.

El país añadió 29 infecciones importadas, frente a las 24 del día previo. La mayoría de los casos procedieron de Estados Unidos y países asiáticos, exceptuando a China

El total de personas dadas de alta de la cuarentena tras recuperarse completamente se situó en 28.611, lo que representa un aumento de 259 con respecto al día previo.

paola@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir