Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

Los manifestantes impiden el envío de materiales de construcción a la base del THAAD en Seongju

Nacional 27/11/2020 20:02
La policía antidisturbios intenta dispersar a los manifestantes, el 27 de noviembre de 2020, que se oponen a la entrega de equipos de construcción en la base del Sistema de Defensa Terminal de Área a Gran Altitud (THAAD, según sus siglas en inglés) en Seongju, en el centro de Corea del Sur.

Seongju, Corea del Sur, 27 de noviembre (Yonhap) -- El último intento del Ministerio de Defensa de llevar, este viernes, materiales no armamentísticos y equipos de construcción a la base del Sistema de Defensa Terminal de Área a Gran Altitud (THAAD, según sus siglas en inglés), en el centro de Corea del Sur, se encontró con feroces protestas de los residentes locales y activistas cívicos opuestos al despliegue del sistema de defensa antimisiles estadounidense.

Unos 70 residentes y activistas se reunieron en un puente que conduce a la base del THAAD, en la ciudad central de Seongju, a unos 300 kilómetros al sudeste de Seúl, para bloquear el acceso de camiones transportando las necesidades diarias para los soldados en la base y equipos y materiales de construcción que serán utilizados para mejorar sus condiciones de vida.

Desde el mediodía, unos 600 policías antidisturbios intentaron dispersar a los manifestantes, que se ataron a estructuras en forma de escalera instaladas en el puente y gritaron varias consignas contra el THAAD, pero detuvieron la operación aproximadamente una hora más tarde, después de que un activista trepara por un acantilado cercano y amenazara con saltar a un valle.

El Ministerio de Defensa movilizó 26 camiones para el transporte.

Después de horas de confrontación y negociaciones, los residentes y activistas acordaron el paso de solo 16 camiones que transportaban artículos de primera necesidad para los soldados de la base, según el ministerio y la policía, que señalaron que no se permitió envíos de materiales de construcción a la base.

Los manifestantes también acordaron detener su manifestación después de que los camiones, algunos de ellos con desechos, salgan de la base.

El 22 de octubre, los residentes y activistas ya se resistieron ferozmente a un intento similar, pero el Ministerio de Defensa logró completar el transporte de equipos de construcción y otros suministros después de que la policía antidisturbios dispersara a los manifestantes.

Como parte integral del sistema de defensa contra misiles de EE. UU., el THAAD está diseñado para derribar misiles balísticos de alcance corto, medio e intermedio, a gran altitud, en su fase terminal, usando un método de explosión por impacto directo.

Corea del Sur introdujo el THAAD en 2016, lo que condujo a la fuerte oposición de China y sus medidas de represalia económica. Seúl y Washington han enfatizado que el sistema solo tiene como objetivo hacer frente mejor a las crecientes amenazas de misiles planteadas por Corea del Norte.

Los residentes de Seongju se han opuesto, desde hace mucho tiempo, al estacionamiento de la batería en su comarca, citando preocupaciones medioambientales y de otro tipo. A menudo se han enfrentado violentamente con la policía en sus intentos de bloquear la entrada a la base del nuevo equipamiento y otros suministros, lo que ha provocado que el Ejército estadounidense recurra al transporte aéreo de los mismos.

adrian@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir