Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

El ministro de Unificación urge a Pyongyang a actuar sabiamente en el cambio de liderazgo estadounidense

Últimas noticias 09/11/2020 20:38
El ministro de Unificación, Lee In-young, habla durante una reunión de prensa, el 11 de noviembre de 2020, celebrada en la oficina de diálogo intercoreano del ministerio, en Seúl.

Seúl, 9 de noviembre (Yonhap) -- El ministro de Unificación, Lee In-young, ha pedido, este lunes, a Corea del Norte que actúe de manera "discreta, sabia y flexible" y se abstenga de realizar provocaciones durante la transición del liderazgo de Estados Unidos, para mantener vivas las posibilidades de progreso en las negociaciones nucleares.

Durante una conferencia de prensa, celebrada en la oficina de diálogo intercoreano del ministerio, en Seúl, Lee también instó a Pyongyang a demostrar su compromiso de desnuclearización para avanzar el estancado proceso de paz y llevar a cabo los acuerdos de paz existentes firmados con Seúl y Washington.

Los comentarios se produjeron en medio de una creciente incertidumbre sobre la política de Washington sobre Pyongyang a raíz de la elección de Joe Biden como presidente de EE. UU., así como la preocupación de que Pyongyang pueda llevar a cabo provocaciones para poner a prueba a la Administración entrante.

Lee dijo a los reporteros que las elecciones presidenciales de EE. UU. se llevaron a cabo hace una semana, lo que representa un importante punto de inflexión en un gran cambio de situación, y añadió que espera que Corea del Norte adopte un enfoque "discreto, sabio y flexible" en medio de este período de transición.

Si el Norte cumple fielmente con los acuerdos con el Sur y EE. UU. y demuestra una actitud progresista en la desnuclearización, el ministro dijo que no solo podría impulsar la paz en la península coreana, sino que también ampliar el espacio de paz entre las dos Coreas.

Lee dijo que Seúl hará todo lo posible para mantener una estrecha coordinación con la Administración entrante estadounidense a través de varios canales, para tratar de convencer a Washington sobre la necesidad de cooperar con Pyongyang para ayudar a construir una paz duradera en la península.

Las conversaciones nucleares entre Corea del Norte y EE. UU. se han estancado desde la cumbre sin acuerdo entre el presidente del Comité de Asuntos de Estado norcoreano, Kim Jong-un, y el presidente estadounidense, Donald Trump, en Hanói, a principios del año pasado. Los dos no lograron alcanzar un punto en común sobre cuánto aliviaría Washington sus sanciones a cambio de los pasos de desnuclearización de Pyongyang.

La diplomacia "basada en principios" de Biden sobre Corea del Norte también se cita como una razón para la posibilidad de un nuevo estancamiento en los diálogos, lo que a los expertos les preocupa que pudiera dificultar a Seúl llevar a cabo muchos de sus proyectos intercoreanos y de cooperación.

Algunos especulan que Corea del Norte podría realizar provocaciones para fortalecer su mano negociadora antes de salir a dialogar.

Corea del Sur, por su parte, ha buscado expandir los intercambios intercoreanos para crear un ambiente de paz y ayudar a facilitar las conversaciones nucleares estancadas durante mucho tiempo. Sin embargo, los esfuerzos se han visto obstaculizados por las preocupaciones de Washington de que podría socavar el régimen de sanciones globales antes de la desnuclearización de Pyongyang.

El ministro dijo que Seúl aprovechará al máximo el período de transición en Washington para transmitir sus posiciones sobre Pyongyang a través de "varios canales" y trabajará duro para que EE. UU. dialogue con Corea del Norte.

Lee dijo que, históricamente, EE. UU. ha escuchado con atención las posiciones de Corea del Sur y que también es cierto que la política de diálogo de EE. UU. hacia Corea del Norte se ha visto afectada en cierta medida por la tendencia de política intercoreana de Corea del Sur.

El ministro añadió que aprovecharán el período de transición como una oportunidad para solidificar las bases de la cooperación entre Corea del Sur y EE. UU. y el apoyo al proceso de paz de la península coreana. Lee señaló que realmente espera que el presidente electo Biden "se convierta en un sabio por la paz y venga como un buen amigo del pueblo coreano".

Mientras tanto, un funcionario de alto rango del Ministerio de Unificación que asistió a la reunión de prensa señaló que el énfasis de Biden en respetar la alianza con Corea del Sur y su impulso por un enfoque "vertical" en la gestión de los asuntos de Corea del Norte podría proporcionar "más margen" para que Seúl obtenga sus posturas reflejadas en la política de Washington sobre Pyongyang.

El funcionario dijo que creen que hay muchas posibilidades de una mejor coordinación e intercambio en términos de la política de la península coreana y el proceso de paz cuando el Gobierno de EE. UU. asuma el cargo.

adrian@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir