Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

(AMPLIACIÓN) El líder norcoreano preside una reunión del politburó para discutir sobre la preparación contra el virus y el tifón

Últimas noticias 26/08/2020 10:10
En la fotografía, publicada, el 26 de agosto de 2020, por el Rodong Sinmun, se muestra al presidente del Comité de Asuntos de Estado norcoreano, Kim Jong-un (cabecera, fondo), presidiendo una reunión ampliada del politburó del WPK, celebrada el día anterior, en la que se discutió sobre las medidas para contener el coronavirus y minimizar los daños de un poderoso tifón inminente (Prohibida su reventa y archivo)

Seúl, 26 de agosto (Yonhap) -- El presidente del Comité de Asuntos de Estado de Corea del Norte, Kim Jong-un, ha presidido una reunión clave del Partido de los Trabajadores (WPK, según sus siglas en inglés), donde se discutió sobre las medidas para minimizar los daños de un poderoso tifón inminente y corregir algunas "deficiencias" en la lucha contra el coronavirus del país, según reportó, este miércoles, la Agencia Central de Noticias de Corea del Norte (KCNA).

La reunión ampliada del politburó del WPK, celebrada el martes, se produjo debido a que Corea del Norte se está enfrentando a dificultades para hacer frente al impacto de su prolongada campaña antipandémica, a la vez que se encuentra en alerta máxima por el tifón Bavi, el cual se estima que afectará el Norte a finales de esta semana.

Kim mencionó que los esfuerzos para prevenir exhaustivamente víctimas mortales a causa del tifón y minimizar los daños a los cultivos son un trabajo importante para el partido, que no puede ser descuidado nunca, ni un momento, agregando que también es un trabajo crucial para determinar si se concluye con un cultivo exitoso este año, según la KCNA.

Kim ordenó a todos los trabajadores que sean conscientes de la importancia del trabajo para prevenir los daños del tifón y el procedimiento para hacer frente a la crisis e instó a todos los sectores de la economía nacional a tomar medidas inmediatas, a fin de prevenir los daños del tifón.

Asimismo, la KCNA dijo que se discutió sobre algunas "deficiencias" y "defectos" de las medidas antiepidémicas del país, aunque no entró en detalles al respecto.

La KCNA informó de que, durante la reunión, se evaluaron seriamente algunos defectos del trabajo de emergencia del Estado contra la epidemia para comprobar los avances del virus maligno, y se examinaron las medidas para superar los defectos de manera urgente.

Agregó que, al citar hechos sobre algunas deficiencias en el trabajo de emergencia del Estado contra la epidemia, el líder norcoreano subrayó la necesidad de tomar medidas activas, que impliquen a todo el partido y la sociedad para completar y mantener la postura contra la epidemia y eliminar algunos defectos.

Corea del Norte se mantiene en alerta máxima contra el tifón Bavi, que se aproxima a gran velocidad, el cual se pronostica que toque tierra, el miércoles o jueves, en la costa occidental del país. Se teme que sea más poderoso que el tifón Lingling, que dejó devastada una gran parte del país el verano pasado.

Los medios estatales informaron, anteriormente, de que el Norte emitió una alerta por tifón y evacuó los barcos en la costa oeste, mientras monitoriza estrechamente las instalaciones industriales clave, a fin de minimizar los posibles daños por el tifón.

El tifón se produce, a medida que el país ya ha estado afrontando múltiples desafíos, incluidas las repercusiones de su prolongada campaña antivirus e inundaciones causadas por los fuertes aguaceros recientes.

Corea del Norte afirma ser un país libre del nuevo coronavirus; sin embargo, mantiene un nivel alto de control fronterizo y prevención epidemiológica, que, al parecer, está agravando la economía, ya frágil, bajo una serie de sanciones mundiales agobiantes.

Para empeorar las cosas, el país ha sido azotado duramente por las fuertes lluvias recientes, que, según se informa, causaron estragos en los arrozales, elevando las preocupaciones sobre un posible empeoramiento del problema crónico de la escasez de alimentos.

La semana pasada, el mandatario norcoreano reconoció, inusualmente, haber fracasado en implementar su plan quinquenal de desarrollo económico, citando desafíos "graves" e "inesperados". Kim indicó que desvelará un nuevo plan de desarrollo durante un congreso inusual del partido, a celebrarse en enero del próximo año.

La KCNA dijo que Kim presidió una reunión del Consejo Ejecutivo de Políticas, tras una sesión del politburó, con el fin de discutir "asuntos prácticos" relacionados con el plan para organizar el congreso del partido en enero.

nkim@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir