Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

(AMPLIACIÓN) Seúl exige el uso de mascarillas en la lucha contra el coronavirus

Últimas noticias 24/08/2020 15:25
Las personas se dirigen al trabajo, utilizando mascarillas, el 18 de agosto de 2020, en la estación de Sindorim, en el suroeste de Seúl.

Seúl, 24 de agosto (Yonhap) -- La capital surcoreana ha comenzado a exigir el uso de mascarillas, a partir de este lunes, en sus esfuerzos más recientes para frenar el nuevo coronavirus, que se está propagando a un ritmo alarmante en Seúl y las áreas circundantes.

De conformidad con la medida, todos los residentes en la capital deberán utilizar mascarillas en los espacios bajo techo y los lugares concurridos al aire libre, excepto cuando estén comiendo, según el Ayuntamiento de Seúl.

Park Yoo-mi, directora de salud pública de Seúl, dijo que las mascarillas deben ser empleadas en todas las áreas bajo techo, a excepción de los espacios personales, como los hogares, y también deben ser utilizadas al aire libre, a menos que no haya nadie alrededor. Agregó que, en la actualidad, lo importante es el uso de las mascarillas en sí.

Previamente, la ciudad había exigido el uso de mascarillas en los autobuses, taxis y metro, desde mediados de mayo, cuando el país reportó un aumento de infecciones vinculadas a instalaciones nocturnas en la capital.

El alcalde interino de la capital, Seo Jeong-hyup, dijo, el domingo, durante una conferencia de prensa, que mediante el uso obligatorio de mascarillas, esperan establecer la noción, una vez más, y recordarles a todos los ciudadanos que el uso de mascarillas es básico para mantenerse seguro en la vida cotidiana, a la vez que constituye una promesa social.

La norma sobre las mascarillas se produjo debido a que las infecciones en el área metropolitana de Seúl han aumentado en gran medida debido a las infecciones vinculadas con iglesias y transmisiones en cadena.

La ciudad ha reportado más de 1.000 casos del nuevo coronavirus entre el 15 y el 22 de agosto, en comparación con los alrededor de 1.800 reportados desde el 20 de enero -cuando el país informó su primer caso- hasta el 14 de agosto, según datos del Gobierno.

Este lunes, Seúl reportó 97 casos adicionales, elevando el total de casos en la ciudad a 2.986. Entre las últimas infecciones se encuentran conductores de autobuses, trabajadores de un complejo gubernamental en el centro de Seúl y grupos de personas que fueron infectadas luego de asistir a una manifestación masiva a mediados de agosto.

Seúl no es la primera ciudad o provincia surcoreana en exigir el uso de mascarillas. La provincia de Gyeonggi, que se encuentra al lado de la capital, y la provincia de Chungcheong del Norte también han emitido órdenes administrativas exigiendo el uso de mascarillas.

El 18 de agosto de 2020, en una estación del metro de Suwon, al sur de Seúl, los ciudadanos caminan por delante de un cartel que muestra fotos de personas utilizando mascarillas y un mensaje en coreano, que dice: "Las mascarillas son la respuesta (al nuevo coronavirus)".

La norma sobre el uso de mascarillas es el último de los esfuerzos de la ciudad para contener los casos del virus antes de que el país intensifique sus directrices de distanciamiento social al nivel tres, el más alto del sistema de tres niveles.

La ciudad ya ha prohibido las manifestaciones de 10 o más personas, lo cual es equivalente a una medida de nivel tres.

El domingo, la ciudad también anunció que planea aplicar una política de "no hay segundas oportunidades" en las instalaciones que deben cerrarse mientras Seúl permanece bajo pautas estrictas de distanciamiento social.

La lista incluye restaurantes de al menos 150 metros cuadrados, parques acuáticos, cines y salas de conciertos. A partir del lunes, una sola infracción dará como resultado una suspensión de operaciones de dos semanas. Dependiendo de la gravedad de la infracción, la ciudad también puede imponer una multa de 3 millones de wones (2.520 dólares), como máximo, y presentar cargos.

Seo dijo que, hasta el momento, teniendo en cuenta los difíciles medios de vida de las personas que dirigen esos negocios, solo han emitido advertencias sobre violaciones de las reglas de prevención epidemiológica, pero que, dada la gravedad de la situación actual, harán todo lo posible para detener una mayor propagación del COVID-19.

La foto, tomada el 23 de agosto de 2020, muestra un centro comercial en Seúl relativamente vacío.

El nivel tres es emitido cuando el número de infecciones diarias alcanza un promedio de entre 100 y 200 durante dos semanas, así como en el caso de que se dupliquen las infecciones más de dos veces por semana.

En el nivel tres, las reuniones de 10 o más personas quedan prohibidas. En el nivel dos, la medida prohíbe las reuniones de 50 o más personas en un espacio bajo techo y las reuniones de 100 o más personas en un espacio al aire libre.

Además, bajo el nivel más alto, solo se permiten las actividades públicas y empresariales esenciales, y se aconseja a las compañías exigir el teletrabajo. Por su parte, las escuelas deben suspender todas sus clases presenciales, y los juegos deportivos quedan prohibidos.

Las instalaciones de riesgo medio, tales como las cafeterías, los baños públicos y los salones de bodas, también deberán cerrar.

En el nivel dos, solo quedan suspendidas las instalaciones de alto riesgo, tales como los clubes nocturnos y los cibercafés.

La avenida Sejong, cerca de la plaza de Gwanghwamun, en el centro de Seúl, se ve vacía, el 23 de agosto de 2020, el mismo día en que las directrices de distanciamiento social de nivel 2 del Gobierno fueron aplicadas en todo el país, ante un resurgimiento de casos de COVID-19 en Corea del Sur.

hana@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir