Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

El nuevo ministro de Unificación reitera su voluntad de trabajar con Corea del Norte en la lucha contra el coronavirus

Corea del Norte 30/07/2020 15:03
El nuevo ministro de Unificación, Lee In-young, quema incienso para rendir homenaje a los mártires patrióticos de Corea del Sur y las víctimas de la guerra, el 30 de julio de 2020, en el Cementerio Nacional, en Seúl.

Seúl, 30 de julio (Yonhap) -- El nuevo ministro de Unificación, Lee In-young, ha dicho, este jueves, que Corea del Sur está dispuesta a trabajar con Pyongyang para evitar un brote del nuevo coronavirus en la ciudad fronteriza de Kaesong o en cualquier otro lugar del territorio comunista.

Lee realizó las declaraciones durante una visita al Cementerio Nacional, en Seúl, después de que Corea del Norte dijera, durante el fin de semana, que ha adoptado un "sistema de emergencia máxima" y bloqueado Kaesong, después de que un desertor, con presuntos síntomas de COVID-19, volviera a casa desde Corea del Sur.

"Nos tomamos seriamente las medidas de prevención epidemiológica en Kaesong y sus alrededores y estamos observando de forma estrecha la situación", dijo Lee, a los reporteros, en la visita al cementerio, que supuso su primer evento público tras tomar posesión a comienzos de esta semana.

Agregó que, más que nada, está preocupado por la posibilidad de que la salud del pueblo norcoreano empeore y que sea más difícil continuar con la vida cotidiana. Señaló que, si hay una oportunidad, deben considerar brindar cooperación para lidiar con el coronavirus, no solo en Kaesong, sino en cualquier lugar de Corea del Norte.

Lee planea reunirse, el viernes, con representantes del Consejo de la ONG Surcoreana para la Cooperación con Corea del Norte (KNCCK, según sus siglas en inglés), al objeto de discutir asuntos relacionados con la salud, dijo un funcionario del Ministerio de Unificación.

El KNCCK es una agrupación tipo paraguas de 55 organizaciones no gubernamentales (ONG), que fue establecida en 1999 para facilitar la cooperación entre las ONG que dan asistencia a Corea del Norte.

Corea del Norte dijo, el domingo, que ha impuesto un bloqueo en Kaesong, afirmando que un desertor "fugitivo", sospechoso de tener síntomas de COVID-19, regresó hace poco de Corea del Sur. Posteriormente, Seúl dijo que se cree que un desertor norcoreano nadó a través de la frontera, pero dudó que hubiera contraído el coronavirus.

Corea del Norte ha afirmado que no hay casos de coronavirus en su territorio, pero los observadores externos han cuestionado las afirmaciones, ya que comparte una frontera larga y porosa con China, azotada por el virus, y se sabe que no está lo suficientemente equipada y no cuenta con el personal suficiente como para afrontar ese tipo de enfermedades altamente contagiosas.

Seúl ha ofrecido realizar esfuerzos conjuntos con Pyongyang para afrontar el virus; sin embargo, el Norte no ha respondido, en medio de unas tensas relaciones intercoreanas que se han deteriorado recientemente por el envío de panfletos anti-Pyongyang al territorio norcoreano por parte de los activistas en Corea del Sur.

Desde su nominación, previamente en el mes, Lee ha priorizado la reanudación de los diálogos con Corea del Norte, señalando que es el primer paso hacia la normalización de las enfriadas relaciones transfronterizas.

ruy@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir