Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

La OMC establece un panel para analizar la disputa comercial entre Seúl y Tokio

Últimas noticias 29/07/2020 22:02
La OMC establece un panel para analizar la disputa comercial entre Seúl y Tokio - 1

Seúl/Ginebra, 29 de julio (Yonhap) -- El organismo de solución de diferencias de la Organización Mundial del Comercio (OMC) ha decidido, este miércoles, establecer un panel para esudiar la reclamación de Corea del Sur contra las restricciones de exportación de Japón, un mes después de que la decisión se aplazara debido a la oposición de Tokio.

Según las normas de la OMC, se puede establecer un panel de investigación a menos que haya una oposición unánime de todos los miembros.

En junio, Seúl reabrió el caso sobre las restricciones de exportación de Tokio en la OMC después de que Japón se mantuviese sin responder al llamamiento de Seúl para eliminar las restricciones de exportación que impuso hace un año sobre tres materiales clave para la fabricación de pantallas y semiconductores, vitales para la industria tecnológica de Corea del Sur.

En julio del año pasado, Japón anunció que restringiría las exportaciones hacia Corea del Sur de tres materiales industriales principales -resina fotosensible, fluoruro de hidrógeno gaseoso y poliimida fluorada- que son críticos para las industrias de chips y pantallas, ejes de la economía surcoreana.

Japón dice que las medidas se produjeron conmotivo de que Corea del Sur no controló efectivamente los materiales de doble uso, que pueden ser desviados con fines militares. Corea del Sur cree que fueron una medida de represalia contra la decisión de un tribunal surcoreano que ordenó a las firmas japonesas indemnizar a las víctimas surcoreanas del trabajo forzado durante el período colonial nipón sobre la península coreana (1910-45).

Seúl y Tokio se eliminaron recíprocamente, el año pasado, de sus listas de socios comerciales de confianza, reflejando la intensificación de las tensiones.

Seúl presentó, al principio, una denuncia ante la OMC, en septiembre de 2019, pero decidió suspenderla dos meses después, en un gesto de buena voluntad para resolver la disputa comercial, con Japón también levantando algunas regulaciones para la resina fotosensible.

En medio de la falta de progreso en sus diálogos, Seúl renovó, en mayo, su llamamiento para que Tokio levante sus restricciones de exportación, pero Japón no dio una respuesta que satisfaga las expectativas.

Decepcionada por la respuesta de Japón, Corea del Sur siguió adelante, este mes, para volver a presentar su denuncia ante el órgano internacional.

Corea del Sur ha argumentado que Japón "no administra sus leyes, reglamentos, decisiones y resoluciones de aplicación general relacionadas con las restricciones de exportación de manera uniforme, imparcial y razonable", según un documento de la OMC. Seúl dijo que tales medidas entran en conflicto con los acuerdos de la OMC que exigen un movimiento libre y justo de bienes, servicios y propiedad intelectual.

El Ministerio de Comercio, Industria y Energía surcoreano dijo que la OMC avanzará para nombrar a los miembros del panel, recibirá argumentos escritos de ambas partes describiendo sus posiciones sobre el tema, y también escuchará testimonios orales.

Desde la creación del panel hasta que se alcanza una decisión final, en principio lleva entre 10 y 13 meses, aunque esto puede acortarse o retrasarse, dependiendo de los acontecimientos.

Hasta ahora, las represalias de Tokio han causado más daños a Japón que a Corea del Sur.

En 2019, las exportaciones de Corea del Sur a Japón cayeron un 6,9 por ciento, mientras que sus importaciones cayeron un 12,9 por ciento.

El movimiento en curso de "boicot a Japón" entre los consumidores surcoreanos dio un duro golpe a las compañías japonesas de bienes de consumo. La demanda de cerveza japonesa se volvió casi inexistente aquí, un desarrollo muy diferente al pasado cuando Corea del Sur solía ser el principal comprador de cerveza japonesa hasta 2018.

Corea del Sur también logró diversificar sus proveedores para asegurar los componentes cruciales, al tiempo que se esforzó por fomentar sus tecnologías para equipos, piezas y materiales.

Los datos, recopilados por la Asociación de Comercio Internacional de Corea del Sur, mostraron que las importaciones de fluoruro de hidrógeno japonés por parte de Corea del Sur disminuyeron un 85,8 por ciento interanual en el período enero-mayo. En consecuencia, Japón representó solo un 12 por ciento del total de importaciones del material de Corea del Sur, lo que supone un descenso frente al 44 por ciento registrado el año pasado.

Pero para Corea del Sur, resolver la disputa comercial con el vecino asiático sigue siendo importante, ya que Japón podría idear más regulaciones en el futuro. El país también tiene suficientes incertidumbres debido a la nueva pandemia de coronavirus.

Se espera que las exportaciones de Corea del Sur caigan un 9 por ciento interanual en julio, posiblemente ampliando una caída al quinto mes consecutivo, mostró esta semana una encuesta de Yonhap Infomax, la unidad de noticias financieras de la Agencia de Noticias Yonhap.

adrian@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir