Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

(3ª AMPLIACIÓN) Los casos nuevos de coronavirus rondan los 60 por 2º día consecutivo y predominan las infecciones importadas

Últimas noticias 17/07/2020 16:00
Los trabajadores sanitarios realizan pruebas de COVID-19, el 17 de julio de 2020, en una clínica provisional instalada en la isla de Jeju, en el sur de Corea del Sur.

Seúl, 17 de julio (Yonhap) -- Los casos adicionales del nuevo coronavirus han rondado los 60, este viernes, por segundo día consecutivo, a medida que el país lidia con un creciente número de infecciones importadas y un repunte en los casos de transmisión local.

El país reportó 60 casos nuevos, incluidas 39 infecciones importadas, lo que ha elevado el total de infecciones por COVID-19 a 13.672, según el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de Corea del Sur (KCDC, según sus siglas en inglés).

Es la tercera vez en la semana que la cifra de casos diarios es igual o superior a 60, tras las 62 infecciones reportadas el lunes y las 61 del jueves.

Las infecciones procedentes del extranjero han estado registrando incrementos diarios, de dos dígitos, por 22 días consecutivos.

Entre las 39 infecciones importadas más recientes, 25 fueron detectadas en los puntos de control de los aeropuertos y los puertos marítimos.

Por países, 20 casos fueron procedentes de Rusia, seguidos por ocho de Estados Unidos y seis de Irak. El total actual de infecciones procedentes del extranjero es de 2.005 casos.

La directora general del KCDC, Jeong Eun-kyeong, dijo que hay poca posibilidad de que los casos importados provoquen una propagación comunitaria en el país. Agregó que la mitad de las infecciones procedentes del extranjero han sido detectadas en los puntos de control y que están monitorizando estrechamente a los viajeros entrantes durante su autoaislamiento obligatorio de dos semanas.

Entre los casos importados diarios identificados en los últimos días, una gran parte se ha vinculado a las decenas de trabajadores surcoreanos que han regresado a casa desde Irak, quienes dieron positivo en la prueba del COVID-19.

Para que los trabajadores restantes puedan volver a Corea del Sur de forma segura, el Gobierno dijo que planea enviar un vuelo fletado a Irak, la próxima semana. Al menos 800 trabajadores surcoreanos se encuentran en Irak, realizando una serie de proyectos de construcción. El país de Oriente Medio ha estado reportando alrededor de 2.000 infecciones diariamente.

Se confirmará pronto cuántos vuelos fletados deben ser enviados a Irak después de averiguar la voluntad de los trabajadores allí, sobre si quieren regresar al país, dijo un funcionario de alto rango del Ministerio de Salud y Bienestar Social, añadiendo que, una vez que los trabajadores regresen al país, se someterán a cuarentena en un refugio temporal durante dos semanas.

Corea del Sur también está alerta por las potenciales infecciones grupales vinculadas a las embarcaciones rusas, que se encuentran atracadas en la ciudad sureña de Busan. En los últimos dos días, se han confirmado las infecciones de al menos 22 de los tripulantes de tres barcos diferentes de la nación transcontinental.

El mes pasado, se había detectado una infección grupal ligada a otro barco ruso atracado en Busan, donde se detectaron 19 casos vinculados.

Debido al creciente número de casos de marineros rusos infectados, las autoridades sanitarias dijeron que, a partir del lunes, someterán a la prueba del nuevo coronavirus a todos los tripulantes de las embarcaciones procedentes de Rusia, que tengan un alto nivel de contacto con los trabajadores surcoreanos.

Para frenar el incremento de las infecciones importadas, los extranjeros procedentes de cuatro naciones de alto riesgo -Bangladés, Pakistán, Kazajistán y Kirguistán-, que entren en Corea del Sur, deben presentar, desde el lunes pasado, un certificado que demuestre que dieron negativo en la prueba del coronavirus.

El Gobierno dijo que, el próximo lunes, se agregarán dos países más a la lista, absteniéndose de compartir los nombres por razones diplomáticas.

El número de infecciones locales repuntó hasta más de 20 por primera vez en cinco días, tras los brotes esporádicos de COVID-19 a lo largo del país.

Entre las 21 infecciones locales adicionales, siete se reportaron en Seúl y cinco en la provincia circundante de Gyeonggi, después de que se confirmaran más casos ligados a los negocios de ventas puerta a puerta y a un edificio de oficinas.

La ciudad de Gwangju añadió cinco casos más, mientras que la isla turística meridional de Jeju confirmó tres infecciones adicionales.

Corea del Sur adoptó, el mes pasado, un sistema de distanciamiento social de tres niveles, que ajusta la intensidad de las directrices de prevención del virus dependiendo de la gravedad del brote del COVID-19.

El país se encuentra en el distancimiento social de "Nivel 1", aunque algunas municipalidades han elevado el nivel para contener la propagación del virus en la región.

Las autoridades sanitarias dijeron que cada municipalidad puede elevar el nivel de distanciamiento social cuando la tasa de reproducción básica, que indica el número de personas que puede infectar un paciente, llega a 1,3. Para el área metropolitana de Seúl, si el número diario de infecciones llega a 40 o más de promedio durante un período de una semana, puede elevar el nivel del distanciamiento social.

Mientras tanto, Corea del Sur reportó otras dos muertes por coronavirus, lo que ha elevado el total de fallecimientos a 293, según el KCDC.

El número total de personas dadas de alta de la cuarentena después de recuperarse completamente se situó en 12.460, lo que constituye un incremento de 64 frente al día previo. Asimismo, 919 personas se encuentran recibiendo tratamiento, lo que representa un aumento de seis con respecto al día anterior.

El país ha realizado 1.451.017 pruebas de coronavirus desde el 3 de enero.

Los miembros del personal sanitario hablan con una turista, el 17 de julio de 2020, en el Aeropuerto Internacional de Incheon.

ruy@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir