Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

Moon urge al Parlamento que se encargue del proyecto de ley de presupuesto extraordinario para combatir la pandemia

Últimas noticias 23/06/2020 15:52
El presidente, Moon Jae-in (izda.), habla, el 23 de junio de 2020, durante una reunión del Gabinete, en Cheong Wa Dae, Seúl.

Seúl, 23 de junio (Yonhap) -- El presidente surcoreano, Moon Jae-in, ha presionado, este martes, a la Asamblea Nacional, con un tono inusualmente fuerte, para que apruebe el plan gubernamental para otro paquete de presupuestos suplementarios destinados a apoyar a Corea del Sur en la lucha contra el nuevo coronavirus y frenar su impacto económico.

Su llamamiento se produjo a medida que el Parlamento todavía está a la expectativa, debido a la disputa partidista sobre la selección de los jefes de los principales comités permanentes.

La Administración Moon presentó, hace tres semanas, un proyecto de ley para asignar 35,3 billones de wones (29.000 millones de dólares) en diferentes presupuestos extraordinarios. Es el tercer paquete de presupuestos extraordinarios propuesto por el Gobierno como respuesta a la crisis del COVID-19.

Es una situación "muy lamentable" para las personas y compañías en dificultades, dijo el presidente, ante los reporteros del cuerpo de prensa y las cámaras de televisión, al comienzo de una reunión semanal del Gabinete, sostenida en Cheong Wa Dae.

Señaló que es una situación urgente y que la demora en el manejo del proyecto de ley del presupuesto suplementario aumentaría el sufrimiento de los ciudadanos.

Agregó que también descarrilaría un plan para progresar en la recuperación económica.

Aunque la operación de la Asamblea Nacional depende de los legisladores, no deberían posponer un problema que está conectado directamente con las vidas y los medios de vida del pueblo, enfatizó. Asimismo, dijo que es una tarea más urgente y apremiante que cualquier otra cosa destinada a proteger las vidas de los ciudadanos.

También citó las crecientes preocupaciones sobre una posible segunda ola de infecciones.

Los temores se han estado acumulando sobre la implacable propagación del virus, especialmente en Seúl, Incheon y la provincia de Gyeonggi.

Las autoridades sanitarias del país dijeron que el área metropolitana de Seúl ya se encuentra en la segunda ola del brote del COVID-19, ya que se han enfrentado a dificultades para contener el resurgimiento de casos, lo que está erosionando el éxito de la respuesta contra el virus conseguido en la temporada primaveral.

El Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de Corea del Sur (KCDC, según sus siglas en inglés) reportó, este martes, 46 casos adicionales de coronavirus.

Moon enfatizó la importancia de protegerse contra una mayor propagación en la región.

Señaló que no es exagerado decir que la estabilidad de la situación del coronavirus depende del área metropolitana.

Entre los asistentes a la reunión del Gabinete de esta semana se encontraban el alcalde de Seúl, Park Won-soon, el gobernador de Gyeonggi, Lee Jae-myung, y el alcalde de Incheon, Park Nam-chun.

Mientras tanto, el presidente y los demás asistentes portaron insignias que representaban una parte de la bandera nacional de Corea del Sur y el número 122.609, en referencia a los caídos en la Guerra de Corea cuyos cuerpos todavía no han sido recuperados.

La imagen de la bandera se usa para cubrir los restos de los soldados caídos. El jueves se conmemora el 70º aniversario del inicio del conflicto armado, llevado a cabo de 1950-53.

ruy@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir