Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

Corea del Sur renueva el llamamiento a Japón para que levante las restricciones sobre las exportaciones

Economía 12/05/2020 17:32
Corea del Sur renueva el llamamiento a Japón para que levante las restricciones sobre las exportaciones - 1

Seúl, 12 de mayo (Yonhap) -- Corea del Sur ha renovado, este martes, su llamamiento a Japón para que levante las regulaciones comerciales contra ella, subrayando que los vecinos asiáticos deberían unir sus fuerzas para superar las inestabilidades económicas provocadas por la pandemia del nuevo coronavirus.

Tokio inició, en junio del año pasado, una guerra comercial contra Seúl, al imponer restricciones a las exportaciones de tres materiales industriales clave -resina fotosensible, fluoruro de hidrógeno gaseoso y poliimida fluorada-, que son cruciales para las industrias de chips y pantallas de Corea del Sur.

Asimismo, Japón eliminó a Corea del Sur de su listado de socios comerciales de confianza, afirmando que Seúl no ha controlado efectivamente el comercio de materiales de doble uso, que pueden ser desviados para uso militar.

Sin embargo, Tokio nunca ha precisado sobre las formas en las que la cuarta economía de Asia violó las reglas relacionadas.

El Ministerio de Comercio, Industria y Energía de Corea del Sur dijo, en un comunicado, que ambos países se están enfrentando, actualmente, a tiempos desafiantes debido a la pandemia del COVID-19, y que desean que alcancen pronto un logro, que pueda traer esperanza a las empresas de ambos países, urgiendo a Japón a responder al respecto hasta fines de este mes.

Corea del Sur cree que las restricciones de exportación impuestas por Japón son meramente represalias contra el fallo del Tribunal Supremo de Seúl, que ordenó a las firmas japonesas compensar a las víctimas surcoreanas del trabajo forzado durante el dominio colonial de Japón de 1910-45.

El ministerio reiteró que ha estado realizando esfuerzos para apaciguar la desconfianza de Japón sobre el sistema de control de exportaciones del país.

Añadió que Corea del Sur revisó, en marzo, su ley de comercio exterior para aclarar su control sobre las armas convencionales, y que la enmienda entrará en vigor en junio. Asimismo, dijo que han incrementado el número de personal dedicado a los programas de control de las exportaciones.

El ministerio mencionó que el último llamamiento no debe ser considerado como un ultimátum, y que no está planeando, actualmente, tomar otra medida ojo por ojo.

Lee Ho-hyeon, director general de política comercial internacional, dijo, en una sesión informativa, que han hecho la solicitud, teniendo en consideración que han satisfecho todos los requisitos previos.

Añadió que creen que Japón propondrá una respuesta positiva, dado que Tokio también tiene la intención de resolver la cuestión.

Desde julio, ambos países han logrado solo un escaso progreso para estrechar sus diferencias.

Seúl había eliminado, anteriormente, a Tokio de su listado de socios comerciales de confianza y solicitó la mediación a la Organización Mundial del Comercio (OMC). Posteriormente, en noviembre, retiró la demanda de la OMC, como un gesto de buena voluntad.

Tokio también levantó en parte las restricciones a las exportaciones de resina fotosensible, antes de celebrar una cumbre en diciembre del año pasado. Sin embargo, no ha habido ningún progreso desde entonces.

En marzo, ambos países mantuvieron conversaciones durante 16 horas, que terminaron sin ningún avance significativo.

Es poco probable que Seúl y Tokio resuelvan la disputa comercial en un futuro cercano, dado que las relaciones entre ambos países se han deteriorado aún más tras la pandemia del COVID-19.

En las etapas iniciales de la pandemia, Tokio decidió suspender su programa de exención de visados a los surcoreanos. En respuesta, Seúl también suspendió su propio programa de entrada para los visitantes japoneses.

Hasta el momento, la disputa comercial ha causado más daños a las exportaciones de Tokio que viceversa.

Las exportaciones surcoreanas con destino a Japón bajaron un 6,9 por ciento, hasta los 28.000 millones de dólares, en 2019, con respecto al año anterior, mientras que las importaciones procedentes de Japón cayeron con un margen más amplio, del 12,9 por ciento, hasta los 47.000 millones de dólares.

Lee Ho-hyeon, director general de política comercial internacional del Ministerio de Comercio, Industria y Energía, habla durante una conferencia de prensa, celebrada, el 12 de mayo de 2020, en Sejong, a 130 kilómetros al sur de Seúl.

nkim@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir