Go to Contents Go to Navigation

Corea del Sur reflexiona sobre su rol militar en el estrecho de Ormuz

Nacional 13/12/2019 11:42
Imagen de archivo del director de la Oficina de Seguridad Nacional presidencial, Chung Eui-yong.

Seúl, 13 de diciembre (Yonhap) -- Corea del Sur parece haber empezado a explorar en serio maneras concretas para ayudar a garantizar la libertad de navegación en el estrecho de Ormuz, presionada, aparentemente, por Estados Unidos.

Al informar a los medios de comunicación sobre los resultados de la sesión semanal del comité permanente del Consejo de Seguridad Nacional (NSC, según sus siglas en inglés) de Corea del Sur, celebrada el jueves, la oficina presidencial, Cheong Wa Dae, dijo que sus miembros estudiaron la forma de contribuir a los esfuerzos de la comunidad internacional para proteger al pueblo y los barcos de Corea del Sur "en las proximidades del estrecho de Ormuz" y garantizar la seguridad marítima del área. La oficina presidencial no brindó detalles en su comunicado, de cuatro párrafos, sobre la reunión, presidida por el director de la Oficina de Seguridad Nacional presidencial, Chung Eui-yong.

Estados Unidos ha buscado el apoyo de sus aliados, incluida Corea del Sur, para sus operaciones en el corredor de petróleo más importante del mundo, especialmente desde el aumento de las tensiones con Irán, hace unos meses.

Todavía no se ha confirmado si Washington ha presentado una solicitud formal a Seúl al respecto.

De la misma manera que en otros países, el envío de tropas al extranjero es un asunto muy delicado en Corea del Sur.

Los funcionarios de seguridad de Corea del Sur han discutido las opciones de manera interna.

Algunos medios de comunicación surcoreanos han informado de que el Gobierno está considerando expandir "gradualmente" el rol militar de Corea del Sur y sus actividades en la región.

Un posible primer paso sería despachar a un oficial de defensa al comando combinado local, encabezado por el Ejército estadounidense.

La Unidad Cheonghae antipiratería de Corea del Sur ya está operando en el golfo de Adén. A principios de este mes, la Asamblea Nacional aprobó una moción para prorrogar su misión, que empezó en 2009, hasta el 31 de diciembre de 2020.

La ampliación de sus áreas de operación para cubrir las aguas estratégicamente importantes también podría ser una opción.

Los funcionarios de Cheong Wa Dae han reiterado que no se ha tomado ninguna decisión todavía y se han mantenido cautelosos y prudentes sobre mencionar la cuestión frente al público.

Lo más notable es que Cheong Wa Dae ha incluido el tema en su conferencia de prensa sobre la reunión del NSC.

El asunto surgió en un momento en que Seúl se encuentra realizando duras negociaciones con Washington sobre el reparto de los costos financieros para el estacionamiento de los 28.500 soldados de las Fuerzas Armadas Estadounidenses en Corea del Sur (USFK).

EE. UU. está demandando que Corea del Sur pague más, exigiendo, según se informa, quintuplicar la cantidad de contribución de Seúl, que pagó 870 millones de dólares este año.

Corea del Sur ha subrayado su compromiso de asumir un mayor papel en el manejo de los problemas de seguridad regionales, así como en los asuntos internacionales.

Los funcionarios en el país dijeron que Seúl está gastando una gran cantidad de dinero, a la vez que hace otros esfuerzos, sean calculables o no, para desarrollar aún más la vieja alianza.

Puede ser que Cheong Wa Dae esté intentando recordar a los funcionarios estadounidenses sobre la seriedad de Corea del Sur en cuanto a su compromiso como aliado clave, aunque el estrecho de Ormuz no está directamente relacionado con los diálogos sobre el reparto de los gastos de defensa.

hana@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir