Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

(3ª AMPLIACIÓN) Corea del Sur decide abandonar el estatus de país en vías de desarrollo en la OMC

Economía 25/10/2019 19:23
El ministro de Economía y Finanzas, Hong Nam-ki (centro), habla en una conferencia de prensa celebrada, el 25 de octubre del 2019, en el Ministerio de Asuntos Exteriores, en Seúl.

Seúl, 25 de octubre (Yonhap) -- Corea del Sur ha anunciado, este viernes, que ha decidido abandonar el estatus de país en vías de desarrollo en la Organización Mundial del Comercio (OMC), en una concesión a los Estados Unidos sobre la reforma del organismo comercial global.

El ministro de Economía y Finanzas, Hong Nam-ki, dijo que hay poca posibilidad de que la comunidad internacional reconozca a Corea del Sur como un país en vías de desarrollo en las negociaciones futuras de la OMC y dijo que una demora en la decisión de Corea del Sur podría perjudicar su poder de negociación.

"Estamos en una situación difícil para ser reconocidos como un país en vías de desarrollo durante más tiempo en la comunidad internacional, dado el estatus económico de Corea del Sur", dijo Hong en una conferencia de prensa en el Ministerio de Asuntos Exteriores, en el centro de Seúl.

El anuncio tuvo lugar a medida que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha estado asegurándose de que los países autodeclarados en vías de desarrollo no se aprovechen de tratos especiales y diferenciales inherentes al estatus.

Trump advirtió de que, si no se logra, para mediados de octubre, un progreso sustancial en la reforma de las normas del organismo comercial, con sede en Ginebra, Estados Unidos ya no tratará como país en vías de desarrollo a ningún miembro de la OMC que Washington no considere como tal.

EE. UU. ha propuesto que la OMC retire el estatus de país en vías de desarrollo a aquellos que cumplan ciertos criterios: ser parte del Grupo de las 20 economías avanzadas (G-20) y de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), ser un país de altos ingresos según la clasificación del Banco Mundial y que acapare al menos el 0,5 por ciento del comercio mundial.

Corea del Sur cumple los cuatro criterios, lo que podría socavar sus esfuerzos para mantener su estatus.

Corea del Sur ha mantenido su condición de país en vías de desarrollo, desde 1995, para proteger su vulnerable industria agrícola, especialmente el arroz.

Hong dijo que se hará todo lo posible para proteger las áreas vulnerables en el sector agrícola, incluido el arroz, en las futuras negociaciones sobre agricultura de la OMC.

La cuestión de los privilegios de los países en vías de desarrollo estriba en las futuras negociaciones multilaterales, lo que significa que los subsidios y aranceles agrícolas de Corea del Sur no se verán afectados incluso si Seúl decide renunciar al estatus.

El ministro dijo que se dispone de tiempo y recursos suficientes para prepararse para el impacto que podría ser causado por las futuras negociaciones, y añadió que se podría tardar mucho tiempo antes de que los Estados miembros de la OMC reanuden las negociaciones y alcancen un acuerdo.

Sin embargo, los agricultores locales han expresado su oposición a un posible paso para abandonar el estatus.

Park Haeng-deok, presidente de la Liga de Campesinos Surcoreana, que habla en nombre de cerca de 300.000 granjeros de todo el país, dijo que no pueden aceptar la decisión del Gobierno y que celebrarán manifestaciones para presionarle a retractar su decisión.

(3ª AMPLIACIÓN) Corea del Sur decide abandonar el estatus de país en vías de desarrollo en la OMC - 2

Los partidos políticos tuvieron respuestas variadas a la decisión del Gobierno, pero acordaron que se deben preparar medidas de apoyo para los agricultores.

El legislador Hong Ik-pyo, portavoz del gobernante Partido Democrático, dijo que creen que la decisión se basa en el interés nacional y el estado económico más fuerte del país, pero que aunque el Gobierno está diciendo que no hay un impacto inmediato en el sector agrícola, esto no puede eliminar las preocupaciones de los agricultores y que debería haber medidas de apoyo vigorosas.

El principal partido opositor, el Partido de Libertad Surcoreana, calificó la medida del Gobierno de "descuidada".

Su portavoz, Lee Chang-soo, dijo que el daño a la industria agrícola es inevitable y que el Gobierno parece no tener ningún plan.

Actualmente, Corea del Sur impone un arancel del 513 por ciento sobre el arroz importado para cantidades fuera de la cuota de 409.000 toneladas de importaciones de arroz anuales de EE. UU. y otros cuatro países, bajo el sistema de contingentes arancelarios, a fin de proporcionar un acceso mínimo al mercado.

Los subsidios agrícolas totales de Corea del Sur dependen, en gran parte, del valor de la producción agrícola en un año concreto y el límite oscila alrededor de los 11,49 billones de wones (9.784 millones de dólares).

Corea del Sur pagó a los agricultores 8,2 billones de wones (6.870 millones de dólares) en subsidios agrícolas de los 11,48 billones de wones disponibles en 2015, el último año con disponibilidad de datos estadísticos.

En la fotografía de archivo, tomada el 18 de octubre del 2019, se muestra una manifestación, realizada cerca de la oficina presidencial, para presionar al Gobierno surcoreano a mantener el estatus del país como nación en vías de desarrollo en la Organización Mundial del Comercio.

adrian@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir