Go to Contents Go to Navigation

Los países de la UE condenan la prueba de misiles de Corea del Norte y se le insta a mantener diálogos significativos con EE. UU.

Nacional 09/10/2019 10:48
Esta foto de archivo de Xinhua muestra una reunión del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas en la sede de la ONU en Nueva York.

Washington, 8 de octubre (Yonhap) -- Los países miembros del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU) de la Unión Europea (UE) han condenado, el martes (hora local), el último lanzamiento de misil de Corea del Norte, calificándolo como una clara violación de las resoluciones de la ONU, e instando al régimen norcoreano a participar en una negociación "significativa" hacia la desnuclearización con Estados Unidos.

El Reino Unido, Francia, Alemania, Polonia y Bélgica, además de Estonia -que se unirá al consejo en enero-, emitieron una declaración conjunta tras una sesión a puerta cerrada en la oficina del CSNU en Nueva York.

Previamente, el embajador norcoreano ante la ONU, Kim Song, había advertido a EE. UU. y a los tres países que solicitaron la reunión -el Reino Unido, Francia y Alemania- que discutir las "medidas de autodefensa" de Corea del Norte solo "estimulará más nuestro deseo de defender nuestra soberanía".

El embajador francés ante la ONU, Nicolas de Rivière, dijo el martes que los tres países solicitaron la reunión debido a su "profunda preocupación conjunta" por la prueba de lanzamiento norcoreana del 2 de octubre, que afirmó haber sido un nuevo misil balístico de lanzamiento submarino (SLBM, según sus siglas en inglés).

En su lectura de la declaración conjunta ante los reporteros, el funcionario dijo que reiteran su condena contra dichas acciones provocadoras que socavan la seguridad y estabilidad regional, y que están en clara violación de las resoluciones del CSNU.

Señalando que la prueba del SLBM tuvo lugar después de los lanzamientos de misiles balísticos de corto alcance de los meses previos, el embajador solicitó al CSNU mantener sus resoluciones, que prohíben a Corea del Norte hacer uso de la tecnología de misiles balísticos, y a implementar todas las sanciones contra el régimen norcoreano.

El embajador francés dijo que la decisión del CSNU es clara: Pyongyang se encuentra bajo la obligación de abandonar sus programas para el desarrollo de armas de destrucción masiva y de misiles balísticos de forma completa, verificable e irreversible (CVID).

El funcionario añadió que instan a Corea del Norte a participar, de buena fe, en negociaciones significativas con EE. UU. y a tomar medidas concretas con la visión de abandonar todos los programas de armas de destrucción masiva y misiles balísticos de forma CVID, añadiendo que no hay otro camino para lograr la seguridad y estabilidad en la península coreana y en la región.

La prueba del SLBM de Corea del Norte, el miércoles previo, tuvo lugar antes de que los funcionarios de Pyongyang y Washington reanudasen, el sábado pasado, sus negociaciones nucleares a nivel de trabajo en Estocolmo, Suecia.

Corea del Norte abandonó las negociaciones, culpando a EE. UU. por no ofrecer una nueva propuesta.

Asimismo, Pyongyang amenazó con acabar con su moratoria autoimpuesta sobre las pruebas de armas nucleares y de misiles balísticos intercontinentales, que comenzó desde que se reanudó la diplomacia entre Pyongyang y Washington, a comienzos del año previo.

Las dos partes han estado disputando sobre el alcance de la desnuclearización norcoreana antes de un alivio de sanciones y garantías de seguridad de Washington.

La diferencia entre ambos llevó al colapso de la cumbre de febrero entre el presidente del Comité de Asuntos de Estado de Corea del Norte, Kim Jong-un, y el presidente de EE. UU., Donald Trump, que se vio seguida por un hiato en los diálogos bilaterales oficiales hasta el sábado.

paola@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir