Go to Contents Go to Navigation

(2ª AMPLIACIÓN) Las regiones sureñas de Corea del Sur están en alerta por un tifón

Nacional 19/07/2019 20:20
(2ª AMPLIACIÓN) Las regiones sureñas de Corea del Sur están en alerta por un tifón - 1

Seúl, 19 de julio (Yonhap) -- Corea del Sur ha estado en alerta máxima, este viernes, por la llegada de un tifón que se prevé que afecte al sur del país con fuertes lluvias y vientos este fin de semana.

La isla de Jeju y otras provincias sureñas emitieron alertas de fuertes lluvias y alta mar para muchas partes de las regiones, ya que se espera que el tifón Danas toque tierra el sábado por la mañana.

Es probable que la tormenta produzca hasta 50 milímetros de lluvia por hora hasta el sábado en algunas áreas del sur, que ya han sido azotadas por fuertes aguaceros estacionales esta semana, según la Administración Meteorológica de Corea del Sur (KMA, según sus siglas en inglés).

El tifón, aunque es pequeño en escala, puede traer una precipitación extrema e inusual a las regiones sureñas y la isla de Jeju, dijo un representante de la KMA, añadiendo que se precisa un estado pleno de preparación.

La agencia nacional de meteorología pronosticó que las regiones costeras del sur y la isla de Jeju recibirán entre 150 y 300 milímetros de lluvia hasta el sábado, y se esperan de 500 a 700 milímetros para algunas zonas montañosas.

Las precipitaciones serán de 50 a 150 milímetros en las provincias de Jeolla del Sur y Gyeongsang del Sur y en la provincia nororiental de Gangwon, y de 10 a 70 milímetros en otras partes del país, dijo.

A las 3:00 p.m. de este viernes, el quinto tifón de la temporada viajaba hacia el nordeste a unos 430 kilómetros al suroeste de Seogwipo, en la isla de Jeju, a una velocidad de 16 kilómetros por hora, con una presión atmosférica de 990 hectopascales en su centro.

Se pronostica que Danas llegará a tierra cerca de la ciudad suroeste de Yeosu el sábado por la mañana y pasará por la parte sur del país antes de que salga de la península hacia el mar del Este a la mañana siguiente, dijo la KMA.

La tormenta ganó fuerza al pasar sobre las aguas relativamente cálidas cerca de Taiwán y lleva una gran cantidad de vapor de agua tropical, amenazando con liberar una fuerte lluvia cuando llegue a las partes sureñas del país, añadió.

Las autoridades locales tomaron medidas para minimizar los posibles daños causados ​​por la tormenta. Jeju y otras provincias del sur cerraron muchas playas, montañas y otros lugares vulnerables. Los barcos de pesca estaban amarrados en los puertos y la mayoría de los servicios de ferri fueron cancelados.

En el Aeropuerto Internacional de Jeju se cancelaron unos 30 vuelos y más de 80 se retrasaron hasta el viernes por la tarde. La ciudad suroriental de Ulsan suspendió 13 vuelos. La interrupción de los viajes aéreos probablemente se expandiría a medida que empeoraran las condiciones climáticas.

El presidente Moon Jae-in ordenó al Gobierno mejorar la defensa contra los daños causados ​​por los tifones, según la oficina presidencial.

El tifón está obstaculizando el turismo en las zonas afectadas.

Se registraron varios casos de casas, caminos y tierras de cultivo inundadas en Jeju y la ciudad de Busan, en el sureste del país.

Dado que la KMA emitió el pronóstico de que Jeju estaría en la ruta del tifón, cada vez más clientes están cancelando reservas, dijo un operador de servicios de alojamiento en la isla, añadiendo que el daño es especialmente grave ya que se produce durante un fin de semana de esta temporada de vacaciones de verano.

La isla prohibió la entrada a 11 playas principales y restringió el acceso de turistas a áreas montañosas y costeras.

adrian@yna.co.kr

(FIN)

Palabras clave
Inicio Subir