Go to Contents Go to Navigation

EE. UU. ofrece conversaciones de alto nivel con Corea del Sur y Japón sobre la disputa comercial

Nacional 12/07/2019 09:17
En la fotografía de archivo se muestra a Kim Hyun-chong (dcha.), segundo jefe adjunto de la Oficina de Seguridad Nacional presidencial.

Washington, 11 de julio (Yonhap) -- Estados Unidos ha ofrecido celebrar conversaciones trilaterales de alto nivel con Corea del Sur y Japón para resolver una creciente disputa comercial entre las dos naciones asiáticas, pero Tokio todavía ha de responder a la oferta, dijo, el jueves (hora local), el segundo jefe adjunto de la Oficina de Seguridad Nacional presidencial, Kim Hyun-chong.

Kim, quien se encuentra en Washington para mantener reuniones con los funcionarios de la Casa Blanca y los miembros del Congreso al objeto de despertar la conciencia sobre la posición de Corea del Sur en la disputa, dijo que Seúl y Washington están deseando tener la reunión a fin de discutir las recientes medidas de Japón para restringir las exportaciones a Corea del Sur.

En declaraciones a la prensa frente a su hotel, el funcionario surcoreano dijo que les gustaría hallar una solución constructiva, pero que la parte japonesa no ha respondido aún.

Posteriormente, mientras se dirigía a una reunión con el representante comercial de EE. UU., Robert Lighthizer, Kim añadió que un funcionario estadounidense de alto rango viajará a Asia, por lo que Estados Unidos desea convertir la oportunidad en una cumbre trilateral; sin embargo, aunque Corea del Sur y EE. UU. lo están deseando, la parte japonesa parece un poco pasiva.

Kim rehusó responder si el funcionario estadounidense es David Stilwell, el diplomático de alto rango de EE. UU. para los asuntos de Asia del Este, quien está previsto que visite Corea del Sur y Japón en los próximos días.

Japón endureció, la semana pasada, sus restricciones de exportación a Corea del Sur para los materiales clave utilizados en la fabricación de semiconductores y pantallas, en una represalia aparente por la sentencia de un tribunal surcoreano que ordena que las firmas japonesas compensen a las víctimas surcoreanas del trabajo forzado durante el período colonial de Tokio, de 1910-45, sobre la península coreana.

Seúl ha planteado el caso ante la Organización Mundial del Comercio y ha tratado de explicar que la medida no solo tiene efectos perjudiciales sobre la economía surcoreana, sino también sobre la estadounidense y la economía mundial.

Kim dijo que celebró conversaciones, el miércoles, con el jefe de Gabinete interino de la Casa Blanca, Mick Mulvaney, así como con los miembros del Senado.

Mulvaney expresó su esperanza de que los dos aliados de EE. UU. sean capaces de resolver la disputa de manera constructiva, según Kim

Añadió que los senadores también expresaron opiniones similares, aunque se negó a confirmar si durante dichas reuniones se discutió la posibilidad de un papel mediador de EE. UU.

Está previsto que Kim mantenga una reunión, el viernes, con el viceasesor de Seguridad Nacional, Charles Kupperman, en la que se espera que discutan un amplio abanico de temas, como las negociaciones del programa de armas nucleares de Corea del Norte y lo que espera conseguir EE. UU. como situación final.

Se espera que Pyongyang y Washington reanuden sus conversaciones a nivel de trabajo a mediados de este mes, en consonancia con lo acordado entre el presidente del Comité de Asuntos de Estado norcoreano, Kim Jong-un, y el presidente estadounidense, Donald Trump, en su reunión del 30 de junio en la frontera intercoreana.

elena@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir