Go to Contents Go to Navigation

(3ª AMPLIACIÓN) La canciller surcoreana solicita la cooperación de Hungría para operaciones de rescate 'rápidas y efectivas'

Últimas noticias 31/05/2019 20:33
La ministra de Asuntos Exteriores de Corea del Sur, Kang Kyung-wha (L), y su homólogo húngaro, Péter Szijjártó, celebran una conferencia de prensa en Budapest el 31 de mayo de 2019.

Seúl/Budapest, 31 de mayo (Yonhap) -- La ministra de Asuntos Exteriores de Corea del Sur, Kang Kyung-wha, ha dicho este viernes que le pidió a Hungría que ayude a levantar rápidamente un barco turístico hundido, garantizar que no se pierdan los cuerpos y ampliar el alcance de las operaciones de búsqueda, en medio de un progreso limitado en los esfuerzos frenéticos para encontrar a las víctimas surcoreanas desaparecidas.

Kang hizo las declaraciones durante una conferencia de prensa con el ministro de Asuntos Exteriores de Hungría, Péter Szijjártó, tras visitar la escena del desastre del miércoles en Budapest, que dejó siete muertos surcoreanos y otros 21 desaparecidos, incluidos 19 surcoreanos.

"Solicité (a Hungría) que continúe la cooperación para garantizar que el trabajo para buscar a los desaparecidos se realice de manera rápida y efectiva", dijo Kang tras sus diálogos con Szijjártó. "Pedí el levantamiento rápido de la embarcación, los esfuerzos para evitar la pérdida de los cuerpos y una ampliación del alcance de la búsqueda en cooperación con los países contiguos", añadió.

Kang también expresó su gratitud por el apoyo de Hungría y pidió esfuerzos conjuntos para hacer frente a la tragedia en base a la amistad de décadas de los dos países.

Szijjártó prometió esfuerzos "totales" de su Gobierno para buscar a los desaparecidos diciendo que promete poner toda la energía y poder en los esfuerzos para recuperar el barco.

El ministro dijo que harán todos los esfuerzos posibles de varias maneras para investigar la causa del accidente y buscar a los desaparecidos.

El hundimiento ocurrió la noche del miércoles, cuando el crucero chocó con un barco turístico suizo en el río Danubio en Budapest.

Las autoridades húngaras han detenido al capitán del crucero. El barco fue liberado y actualmente está viajando hacia Alemania, según Kang.

Pero la canciller dijo que las autoridades húngaras aseguraron las imágenes grabadas del momento del accidente y prometieron medidas "exhaustivas y severas" para enfrentarlo.

Kang enfatizó que los dos ministros comparten firmemente la opinión de que no se rendirán hasta que encuentren a la última víctima.

Poco después de su llegada a Budapest más temprano en el día, Kang y Szijjártó visitaron la escena del accidente. Ella también planea reunirse con el ministro del Interior, Sándor Pintér.

Se ha avanzado poco en las operaciones para encontrar a los desaparecidos.

La ministra de Asuntos Exteriores de Corea del Sur, Kang Kyung-wha (de amarillo, frente) visita el lugar del accidente de un barco turístico en la capital húngara, Budapest, el 31 de mayo de 2019.

Un funcionario del Ministerio de Asuntos Exteriores de Seúl dijo que los buceadores de la agencia antiterrorista de Hungía comenzarán sus operaciones de búsqueda dentro del crucero hundido el viernes, a más tardar, mientras que el personal de la Guardia Costera de Hungría está llevando a cabo una misión de rescate con helicópteros y monitores subacuáticos.

La autoridades húngaras también han estado tratando de reflotar el barco, de décadas de antigüedad, según dijo la fuente, señalando que el proceso será llevado a cabo en estrechas consultas con las familias de las víctimas.

La fuente del ministerio dijo, bajo la condición del anonimato, que han oído que las operaciones de rescate del crucero tardarán más de lo pensado, debido a la inesperada fuerza de la corriente.

Asimismo, el funcionario dijo que el clima de este viernes en la escena del accidente parece no ser "tan malo", una señal de que las operaciones de rescate podrían acelerar su ritmo.

AFP dijo, citando a las autoridades policiales, que el capitán del barco suizo Viking Sigyn, de 135 metros de eslora y 4 pisos, ha sido detenido y está siendo "interrogado como sospechoso en relación con haber puesto en peligro el tráfico fluvial, que dio como resultado múltiples muertes".

Un total de 33 surcoreanos y dos tripulantes húngaros se encontraban en el barco turístico de décadas de antigüedad en medio de fuertes lluvias en el momento del accidente.

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Corea del Sur dijo que 7 surcoreanos fueron rescatados. De los supervivientes, 6 dejaron el hospital después del tratamiento, mientras que uno continúa hospitalizado por una fractura ósea, cuyo tratamiento durará una semana.

Entre los fallecidos, 2 fueron identificados debido a que llevaban consigo sus documentos de identidad. Ambas son mujeres quincuagenarias. Las otras 5 personas serán identificadas por sus huellas digitales o pruebas de ADN.

Seúl ha emprendido esfuerzos supremos para acelerar las operaciones de rescate. El Gobierno ha movilizado a 47 personas de la Cancillería, la Armada, la Policía, la Guardia Costera, el Servicio de Inteligencia Nacional y otras agencias bien versadas en el control de crisis y operaciones de rescate.

Durante la sesión de control de desastres del Gobierno, el viceministro de Asuntos Exteriores, Lee Tae-ho, expresó su frustración por la falta de progreso en las operaciones de rescate.

Mientras presidía una sesión en lugar de Kang, dijo que es lamentable que no haya habido cambios a mejor en la situación en Hungría.

Añadió que no ha habido avances en la operación de rescate debido a las fuertes corrientes de las aguas del río, además de a las malas condiciones del tiempo.

El funcionario añadió que Seúl ha solicitado ayuda de países que rodean a Hungría, como Ucrania y Croacia, para respaldar las operaciones de rescate.

Las autoridades serbias han movilizado a más de una docena de buceadores experimentados para comprobar si algunas de las víctimas fueron arrastradas a su territorio, según dijo un funcionario de la Cancillería, en Seúl.

El buque hundido, llamado Hableany, que significa sirena en húngaro, fue hallado en un puente no lejos del edificio parlamentario húngaro.

El 31 de mayo de 2019 (hora local), el Ejército y la Policía de Hungría llevan a cabo operaciones de rescate de las víctimas del hundimiento de un crucero húngaro en las aguas del río Danubio, en la capital del país europeo, en el que viajaban turistas surcoreanos.

El buque estaba regresando de efectuar una gira por el río de una hora de duración, cuando el barco registrado en Suiza chocó repentinamente contra él por detrás, dijo un funcionario de la Cancillería, añadiendo que siguen los esfuerzos para averiguar la causa exacta del accidente.

adrian@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir