Go to Contents Go to Navigation

Un ministro norcoreano dice que su país 'no está incomodado' por las sanciones de EE. UU.

Corea del Norte 26/04/2019 15:38
El 26 de abril de 2019, en Pekín, el ministro de Asuntos Económicos Exteriores de Corea del Norte, Kim Yong-jae, asiste a una sesión del Foro de Cooperación Internacional "Un cinturón, una ruta".

Pekín, 26 de abril (Yonhap) -- El ministro norcoreano de Asuntos Económicos Exteriores, Kim Yong-jae, ha dicho, este viernes, que las sanciones de las Naciones Unidas no son una preocupación para el régimen norcoreano y ha instado a Estados Unidos a cambiar su postura acerca de su planteamiento de línea dura sobre la desnuclearización norcoreana.

"Déjenles que impongan sanciones, durante cientos o miles de años, si lo desean -no nos puede importar menos y apenas nos afectan-", dijo el ministro a la Agencia de Noticias Yonhap.

Kim se encontraba asistiendo al Foro de Cooperación Internacional "Un cinturón, una ruta"; celebrado en Pekín.

Los comentarios del ministro tuvieron lugar un día después de que el presidente del Comité de Asuntos de Estado de Corea del Norte, Kim Jong-un, celebrase su primera cumbre con el presidente de Rusia, Vladímir Putin, en la ciudad portuaria rusa de Vladivostok.

El funcionario norcoreano añadió que no se deben hacer las cosas como se están haciendo ahora, y que deben cambiar el método.

Ante la pregunta sobre si las sanciones han despojado a la economía norcoreana de fuentes energéticas, el ministro dijo claramente que no ha habido "impactos".

Kim dijo que la producción de energía y electricidad aumentó con respecto al año pasado, afirmando que hasta Corea del Sur cree que están en urgente necesidad de un alivio de las sanciones, pero que en realidad no les importa.

Tras el comentario, el funcionario norcoreano criticó al Sur por andar con pies de plomo en torno a EE. UU. y continuar sus ejercicios militares conjuntos.

En referencia a las recientes maniobras conjuntas de la Fuerza Aérea, el ministro dijo que el Sur llevó a cabo los ejercicios cambiando solo su nombre. Los medios de comunicación norcoreanos describieron la medida como un acto de "perfidia" que pone el peligro las relaciones intercoreanas.

Kim criticó a Seúl por no cumplir con el acuerdo militar intercoreano, alcanzado en septiembre por las dos Coreas, bajo un plan más amplio para acabar con todos los actos hostiles mutuos.

Añadió que se debería actuar en consonancia con lo que se acordó, entre el Norte y el Sur, y aceptar la responsabilidad por cualquier problema que surja dentro del acuerdo.

paola@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir