Go to Contents Go to Navigation

Moon: Pyongyang y Washington están determinados a seguir dialogando

Últimas noticias 01/04/2019 15:29
Imagen de archivo del presidente surcoreano, Moon Jae-in (izda.), y su homólogo estadounidense, Donald Trump.

Seúl, 1 de abril (Yonhap) -- El presidente surcoreano, Moon Jae-in, ha expresado este lunes que tanto Corea del Norte como Estados Unidos están determinados a seguir con sus negociaciones de desnuclearización pese al fracaso en su última cumbre en Hanói.

"Se ha creado una dificultad temporal debido al fracaso en alcanzar un acuerdo en la segunda cumbre entre Corea del Norte y EE. UU., pero se ha confirmado que Corea del Sur, Corea del Norte y EE. UU. no quieren regresar al pasado", dijo el presidente en una reunión semanal con sus jefes asesores en su oficina presidencial, Cheong Wa Dae, en Seúl.

Los comentarios de Moon llegan un día después de que Cheong Wa Dae anunciara su viaje a Washington la próxima semana para dialogar con su homólogo estadounidense, Donald Trump.

El próximo viaje a EE. UU. llega como resultado de los esfuerzos de Corea del Sur y EE. UU. de reavivar el impulso para dialogar en una fecha temprana, dijo el presidente sobre su viaje, que empezará el 9 de abril. Él y Trump tienen previsto reunirse el jueves (hora de Washington).

En la próxima cumbre bilateral, Moon mantendrá discusiones a fondo con el presidente Trump sobre las maneras de mejorar la cooperación entre ambos lados para el progreso adicional en el proceso de paz sobre la península coreana, que incluirá la reanudación de los diálogos entre Corea del Norte y EE. UU., la desnuclearización completa sobre la península y mejoras en las relaciones intercoreanas y en las relaciones entre Pyongyang y Washington, añadió.

El 1 de abril de 2019, el presidente Moon Jae-in (2º por la dcha.) habla durante una reunión con los asesores presidenciales en su oficina, Cheong Wa Dae.

Trump se reunió con el presidente del Comité de Asuntos de Estado norcoreano, Kim Jong-un, a finales de febrero, pero la segunda cumbre entre Corea del Norte y EE. UU. acabó repentinamente cuando los líderes abandonaron el encuentro sin el tan esperado acuerdo nuclear.

Pyongyang ha reclamado desde entonces que Washington demandó demasiado a cambio de poco.

Moon insistió en que se había esperado tal complicación.

El proceso de paz en la península coreana es un trayecto que las dos Coreas y EE. UU. deben tomar conjuntamente, pero no es fácil, porque es un camino que no ha tenido éxitos durante los últimos 70 años, por lo que sería más extraño no experimentar altibajos y dificultades, dijo Moon en la reunión, según el cuerpo de prensa de Cheong Wa Dae.

El presidente dijo que los países ya han alcanzado más en menos de un año que cualquier otro en los últimos 70 años.

Desde que comenzó el recorrido, ha habido cambios sorprendentes donde las condiciones sobre la península coreana han cambiado completamente, dijo Moon.

Al haber habido tantos avances, parece que ha transcurrido mucho tiempo. Pero mirando hacia atrás, no ha pasado ni un año desde la cumbre intercoreana del 27 de abril en Panmunjom, añadió, en referencia a su primera cumbre con el líder norcoreano el año pasado en la aldea conjunta situada en la fuertemente fortificada Zona Desmilitarizada que divide a las dos Coreas.

Moon y Kim han mantenido dos reuniones más desde entonces, en mayo y septiembre, con la última siendo en Pyongyang.

El resultado sorprendente que tuvo lugar el año pasado desde que las dos Coreas y EE. UU. empezaron sus diálogos es un motivo claro por el que hay que seguir dialogando, dijo el presidente.

También advirtió contra los esfuerzos para minimizar, o incluso obstaculizar, las conversaciones de desnuclearización con Corea del Norte con el aparente propósito de denunciar a su Administración.

Dijo que mirando atrás la situación urgente a la que se enfrentaba el país antes de los diálogos, es una tentativa realmente irresponsable, añadió.

jisooaw@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir