Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

(3ª AMPLIACIÓN)- Cheong Wa Dae: Se podrían despachar enviados especiales a Corea del Norte si es necesario para la próxima cumbre intercoreana

Últimas noticias 17/04/2018 17:32
(3ª AMPLIACIÓN)- Cheong Wa Dae: Se podrían despachar enviados especiales a Corea del Norte si es necesario para la próxima cumbre intercoreana - 1

Seúl, 17 de abril (Yonhap) -- Corea del Sur podría despachar enviados especiales a Corea del Norte, si es necesario, para organizar o garantizar el éxito de la próxima reunión cumbre intercoreana a celebrarse la semana venidera, dijo, este martes, la oficina presidencial, Cheong Wa Dae.

"La posibilidad de enviar al jefe del Servicio de Inteligencia Nacional (NIS, según sus siglas en inglés), Suh Hoon, o al jefe de la Oficina de Seguridad Nacional, Chung Eui-yong, siempre permanece abierta, si es necesario, al preparar la cumbre", dijo el jefe del personal de Cheong Wa Dae, Im Jong-seok, en una sesión informativa.

Chung y Suh viajaron a Pyongyang a comienzos del mes pasado, como enviados especiales del presidente surcoreano, Moon Jae-in.

En la visita, los dos enviados surcoreanos mantuvieron una reunión sin precedentes con el líder norcoreano, Kim Jong-un, quien propuso una reunión con el líder surcoreano y con el presidente estadounidense, Donald Trump, para discutir la desnuclearización del país.

Está previsto que la reunión Moon-Kim se celebre el próximo viernes. Trump dijo que, probablemente, se reunirá con el líder norcoreano a finales de mayo o principios de junio.

Im dijo que la cumbre intercoreana será un evento histórico, ya que será la primera vez que un líder norcoreano pise tierra surcoreana.

Está previsto que la tercera cumbre intercoreana se celebre en la parte sur del Área de Seguridad Conjunta (JSA), dentro de la Zona Desmilitarizada, fuertemente fortificada, que divide a las dos Coreas.

Im dijo que la cumbre es importante, porque, dependiendo de su resultado, podría encaminar al establecimiento del diálogo regular entre las dos Coreas en Panmunjom.

Previamente, el Ministerio de Unificación dijo que se han celebrado 360 rondas de diálogos intercoreanos en Panmunjom, siendo más de la mitad de las 655 conversaciones intercoreanas mantenidas desde la división de las dos Coreas al final de la Guerra de Corea de 1950-53.

El diálogo intercoreano estuvo suspendido durante años bajo dos Administraciones conservadoras de Corea del Sur. Los diálogos se reanudaron a comienzos de año, después de que Pyongyang acordara participar en las Olimpiadas Invernales de PyeongChang 2018, celebradas en Corea del Sur.

Presagiando aún más el diálogo continuado, las dos Coreas han acordado establecer una línea directa entre sus líderes.

Im dijo que la línea telefónica directa será establecida, probablemente, el viernes para realizar posibles pruebas antes de la cumbre intercoreana.

El jefe del personal de Cheong Wa Dae, Im Jong-seok, da una conferencia de prensa en la oficina presidencial el 17 de abril de 2018 para explicar los preparativos del Gobierno para la próxima cumbre entre el presidente surcoreano, Moon Jae-in, y el líder norcoreano, Kim Jong-un, que se celebrará el 27 de abril de 2018.

El funcionario de Cheong Wa Dae insistió en que las próximas cumbres podrían proporcionar una oportunidad excepcional, si no la primera, para finalmente librar al Norte comunista de sus armas nucleares.

Im dijo que desde el Gobierno se cree que la cumbre intercoreana será importante debido a que será seguida por una cumbre entre el Norte y Estados Unidos, y que podría ser posible que llevara a una cumbre trilateral entre las dos Coreas y EE.UU.

Im señaló que el Norte había acordado desnuclearizarse en varias ocasiones en el pasado, pero que dichos acuerdos no se cumplieron, parcialmente debido a la falta de apoyo o consentimiento de EE. UU.

El funcionario enfatizó que si dicen que están haciendo muchos esfuerzos para el diálogo entre el Sur y el Norte, se están esforzando el triple para comunicarse con Estados Unidos, y que esperan que mantener una cumbre intercoreana y otra entre el Norte y EE. UU. de manera sucesiva sea la clave para abordar asuntos fundamentales.

También, Im dijo que la cumbre entre Moon y Kim podría ser diferente de las dos cumbres intercoreanas anteriores, ya que se centrará en asuntos fundamentales.

Seúl y Pyongyang han acordado poner tres temas como los principales de la agenda para la cumbre intercoreana: la desnuclearización de Corea del Norte, el establecimiento de la paz permanente en la península coreana, y la mejora de los lazos intercoreanos.

Im concluyó diciendo que desde el Gobierno creen que la próxima cumbre podría suponer un nuevo comienzo.

adrian@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir