Go to Contents Go to Navigation

Nuestra página web usa cookies y otras tecnologías de recopilación de datos para optimizar los servicios. Se sobrentiende que, al mantener el acceso, el usuario da su consentimiento tanto a nuestra Política de Privacidad, como al uso de esas tecnologías. Ver más

Japón envía los fondos prometidos para la fundación de las mujeres de consuelo

Últimas noticias 31/08/2016 21:00

Seúl, 31 de agosto (Yonhap) -- Japón ha enviado los fondos que prometió para una fundación dedicada a apoyar a las víctimas coreanas de esclavitud sexual, según dijeron este miércoles fuentes diplomáticas y de la fundación, en lo que es visto como el cumplimiento por parte de Tokio del acuerdo alcanzado a finales del año pasado para poner fin a la disputa con Seúl sobre este asunto.

La contribución de mil millones de yenes (9,69 millones de dólares) fue prometida el 28 de diciembre del año pasado en un histórico acuerdo alcanzado entre Corea del Sur y Japón, por el cual Tokio expresó una disculpa por sus atrocidades cometidas en la era colonial y acordó entregar dicho fondo a una fundación dedicada a apoyar a las víctimas supervivientes que fueron forzadas a servir en burdeles de primera línea para el Ejército japonés.

La ex esclavas sexuales son llamadas eufemísticamente mujeres de consuelo por el Gobierno japonés, que en el pasado evitó reconocer su relación con los burdeles militares en servicio durante la Segunda Guerra Mundial.

El 24 de agosto, el Gobierno de Japón aprobó un plan para transferir los fondos. El embajador japonés ante Corea del Sur, nombrado recientemente, dijo a los periodistas que el dinero sería transferido a la fundación antes del final de este mes.

Un día después, el Gobierno surcoreano presentó un plan para usar los fondos, afirmando que el 80 por ciento será entregado a las víctimas y sus familias, mientras que el resto será empleado para curar las heridas y recuperar la dignidad de dichas víctimas.

A pesar de los avances, continúa la controversia sobre los fondos, ya que Tokio ha afirmado que el dinero no es una compensación sino que está dirigido a apoyar a las víctimas, en una aparente intento de evitar responsabilidades legales.

Además, se cree que, una vez transferidos los fondos, Tokio aumentará sus demandas pidiendo la retirada de una estatua dedicada a las mujeres de consuelo enfrente de la embajada japonesa en Seúl.

El Gobierno surcoreano indicó que hará esfuerzos para intentar hallar una solución apropiada para este asunto, pero dejó claro que carece de autoridad para trasladar la estatua debido a que fue instalada por un grupo civil.

felipe@yna.co.kr

(FIN)

Inicio Subir